Editorial

Calidad de los estudiantes regionales

Como parte de las conclusiones de este estudio, es posible concluir que la eliminación del AFI permitió, entre otros asuntos, revelar que la “calidad de los estudiantes” es la misma en las universidades regionales que en las de la Región Metropolitana, una razón más para observar con naturalidad la descentralización del país.

Por: Editorial Diario Concepción | 06 de Diciembre 2018
Fotografía: Archivo

Los resultados en la búsqueda de la calidad, como los que tratan describir la existencia de valores de parecida naturaleza, resultan elusivos, dependen de qué aspecto de su definición se esté tratando de identificar, es por eso que los diagnósticos de posicionamiento de entidades, instituciones u organizaciones, en cuanto a su calidad, pueden variar notablemente; no es lo mismo hacer un ranking de las universidades del mundo según su capacidad de investigación, o según la amplitud de áreas con las cuales se ocupan, por poner un ejemplo.

Para la ciudadanía puede ser interesante que se haya elegido la “calidad de los estudiantes” como uno de los indicadores utilizados para construir los rankings de universidades en sus respectivos contextos nacionales, una variable que no es utilizada en algunos los rankings internacionales, conocidos y ampliamente utilizados en el marketing de las instituciones de educación superior, como QS World University Rankings y Shanghai Ranking Academic Excellence Survey.

Otros sistemas de evaluación, por ejemplo, el U.S. News Rankings, que clasifica sus universidades nacionales en el contexto norteamericano, incluye dos indicadores vinculados a este parámetro, el de la calidad de los estudiantes que a ellas ingresan, en dos aspectos; el primero, según el porcentaje de estudiantes provenientes de la enseñanza media con notas del 10% superior, los conocidos top ten, y, en segundo lugar, según los mejores puntajes de pruebas estandarizadas, como puede ser el equivalente a nuestra PSU; ACT, Scholatic Aptitude Test.

De parecida manera, en nuestro país, el ranking de universidades del Grupo Universitas consideró como indicador de “calidad de los estudiantes”, entre los años 2012 y 2016, los datos que se deducen del porcentaje del Aporte Fiscal Indirecto (AFI) de las instituciones, el que se entregaba según alumnos matriculados con los más altos puntajes PSU.

Al considerar el sesgo de la PSU por nivel socioeconómico, sexo, origen étnico, discapacidad y regionalidad geográfica, el AFI fue abolido a partir del año 2017. Entonces, el año 2017 el Grupo Universitas utilizó el promedio de puntaje PSU y de Notas de Enseñanza Media para determinar la calidad de los estudiantes que ingresaban a las universidades, al hacer este cambio, la clasificación de la “calidad de los estudiantes” de las universidades regionales subió, en este ranking, desde 2,7 hasta 12,9 -en una escala de 0 a 15, mientras en las restantes universidades subió desde 4,4 hasta 13,0.

Como parte de las conclusiones de este estudio, es posible concluir que la eliminación del AFI permitió, entre otros asuntos, revelar que la “calidad de los estudiantes” es la misma en las universidades regionales que en las de la Región Metropolitana, una razón más para observar con naturalidad la descentralización del país, existe un potencial en competencias del capital humano equivalente, hasta aquí con desigualdad de oportunidades.

La universidad, desde su concepción, ha sido descrita como una comunidad que involucra a los distintos estamentos universitarios, especialmente a profesores y alumnos en el proceso de enseñanza-aprendizaje, el factor humano, en este caso, la calidad de los estudiantes, es un factor de los resultados, que tiene el riesgo de desatenderse ante el aparente mayor impacto de otros elementos de la calidad de la educación superior.

Etiquetas