Economía y Negocios

Se recupera el jurel: enlatan hasta 432.000 tarros por día

En 2018, se elaboraron 158 mil toneladas de productos de consumo humano a base de esta pesquería para exportación, con retornos por US$ 166 millones.

Por: Javier Ochoa | 15 de Junio 2019
Fotografía: PPAA

La industria pesquera informó que, gracias a los criterios científico-técnico, la pesquería del jurel presenta un sostenido nivel de recuperación desde 2012.

Cabe recordar que sus cuotas de captura son definidas por la Organización Regional del Pacífico Sur (ORP-PS) y, actualmente, el jurel tiene una cuota global de 381.572 toneladas y, según la industria, ha ido aumentando los últimos años, producto de las medidas de conservación y la orientación científica, lo que ha otorgado proyección a esta actividad productiva.

Cifras de recuperación

Hoy, el 70% de los recursos que captura la flota industrial se destina a congelados y conservas, es decir, consumo humano directo. Los principales productos para consumo humano son el congelado de jurel, merluza común, jibia y langostinos.

En 2018, se elaboraron 158 mil toneladas de productos de consumo humano a base de jurel para exportación (principalmente, a mercados de Asia, África y América Latina), lo que significó un retorno de US$ 166 millones. Además, se elaboraron 2,5 millones de cajas de conservas para venta nacional.

La producción promedio por día es de 400 toneladas de congelados (rendimiento del 80%) y 18.000 cajas de conservas (432.000 tarros). Cabe destacar que sólo en las plantas del Bío Bío, se enlata el 80% de la producción conservera de jurel a nivel nacional.

Certificación MSC

Recientemente, se logró la certificación bajo el estándar del Marine Stewardship Council (MSC), que establece que es una pesquería responsable con el medio ambiente, lo que permite utilizar el sello azul en los productos industriales de consumo humano. Este logro convierte al jurel en la pesquería certificada más grande de Latinoamérica.

Para lograr y mantener la certificación MSC, se debe garantizar que la actividad pesquera del jurel asegura poblaciones sostenibles.

También, que las operaciones pesqueras permitan mantener la estructura, productividad, función y diversidad del ecosistema, y que se cumpla con el marco normativo vigente.

La presidenta Asociación de Industriales Pesqueros (Asipes), Macarena Cepeda, destacó que “el jurel es muy relevante para las empresas socias de Asipes, que operan en las comunas de Lota, Coronel y Talcahuano, dado que, de la cuota global anual nacional de este recurso, el 90% corresponde a la zona centro-sur. Por ello, es para nosotros muy gratificante lo que está ocurriendo hoy, que viene a constatar que, tras más de 7 años de trabajo, las medidas de conservación, la orientación científica en la toma de decisiones, el respeto por la institucionalidad y un enfoque precautorio de los países miembros de la ORP-PS han rendido sus frutos”.

Añadió que este es el camino que debieran seguir las demás pesquerías, ya que sólo a través de las buenas prácticas se podrá hablar de futuro en el sector pesquero, enfatizó.

No obstante, el biólogo marino y ex miembro del Consejo Nacional de Pesca por 12 años, Eduardo Tarifeño, fue cauto al proyectar una real recuperación, reconociendo que el fenómeno sí se ha dado, pero que resta esperar unos años para asegurar un efectivo repoblamiento de esta importante pesquería.

“Sobre la certificación, lo veo como un paso importante, aun cuando no sea la mejor, pero es un buen punto de partida y, de mantenerse, sí podríamos estar hablando de recuperación, aunque no estoy muy seguro que esta se base únicamente en las acciones realizadas por el sector industrial y la ORP. Fenómenos como el cambio climático podrían estar detrás del reestablecimiento de esta y otras pesquerías debido al aumento de temperatura de los océanos. Es una posibilidad”, apuntó Tarifeño.

El jurel es un pescado azul, es decir, un pescado graso, cuya mayor parte corresponde a ácidos grasos omega-3, asociados al cuidado de nuestro sistema cardiovascular y prevención de enfermedades cardiovasculares o degenerativas.

Etiquetas