Economía y Negocios

Sorprende comportamiento de PIB no minero: creció un 4,7%

Pese al crecimiento, economistas son cautos a la hora de interpretar el indicador, y centran su interés futuro en la importancia de la inversión.

Por: Javier Ochoa | 06 de Julio 2018
Fotografía: Archivo Copesa

Por sobre las estimaciones más optimistas, el Imacec de mayo marco un crecimiento de 4,9%, sorprendiendo además con un aumento de 4,7% en el caso del no minero impulsado por comercio y servicios. Mientras el minero lo hizo en 6,9%, esto, en comparación con igual mes del año 2017.

El Banco Central informó que, en términos desestacionalizados, y con respecto al mes anterior, el Imacec minero aumentó 3,3% y el Imacec no minero creció 0,5%.

El economista jefe de Itaú, Miguel Ricaurte, reconoció que el incremento de 4,9%, fue sobre su proyección de 4,0%, igual al consenso de mercado de Bloomberg (donde la proyección más alta era 4,5%).

“La cifra sorprende en un mes en que tuvo un día laboral menos que el año pasado (por lo que la cifra corregida por efectos calendario se expandió 5,2% en doce meses), y sigue a un robusto crecimiento de 5,9% registrado en abril. Lo más notable del dato es la expansión del PIB no minero, el que creció 4,7% (6,2% en abril), impulsado por servicios y comercio”, apuntó Ricaurte.

Por su parte, el profesor del Centro de Estudios de Economía y Negocios (Ceen) de la facultad de Economía y Negocios de la UDD, Carlos Smith, advirtió que hay que considerar que esta cifra es comparada con el mismo periodo del año anterior. “Cuando miramos las cifras respecto al mes anterior, vemos que el componente más fuerte de crecimiento se lo lleva es sector minero y el no minero solo se expande en 0,5%”.

Gráfico Andrés Oreña P.

Este último dato, sostuvo, es el que se ajusta más a lo que está viviendo y “sintiendo” Chile y la Región, estimó.

“Con esto quiero decir que se siente un mejor ambiente, hay indicios de que las cosas van a mejorar, pero aún nos falta más impulso para comenzar a ver los efectos en la economía real. En particular, en la Región del Bío Bío no somos la excepción, y con mayor razón al ser una región con muy manufacturera, los efectos del mayor dinamismo se notan en sectores de servicios con mayor rapidez y en menor grado en la producción dado los rezagos naturales de los efectos de la inversión”.

Smith valoró el trabajo que está haciendo el Ministerio de Economía porque “está bien enfocado”. Es primordial elevar los niveles de inversión para que vayamos viendo que estas cifras se traducen en mejoras importante para los trabajadores del país y la Región”.

Proyección

“Es probable que el PIB crezca algo más de 5% en el segundo trimestre del año, el mayor crecimiento desde el cuatro trimestre de 2012. Para el segundo semestre del año, una base de comparación mayor (dado el buen desempeño de la economía durante la segunda parte de 2017), llevará a los registros de crecimiento a moderarse a un rango de 3% a 4%”, estimó el economista, Miguel Ricaurte.

En tanto, el docente de Ingeniería en Administración de Duoc UC sede Concepción, Vladimir González, dijo que “estamos en medio de una carrera de largo aliento, para lograr estabilizar el crecimiento de la economía chilena en torno al 4%, que es la meta del Gobierno actual, esto incide directamente sobre el empleo y especialmente en nuestra Región en rubro de Servicios y Comercio”.

Parte importante de ese crecimiento, acotó, tiene que ver con que se ha logrado reactivar la inversión. “Días anteriores se dio conocer por el Gobierno que las importaciones de bienes de capital están creciendo a tasas de más de dos dígitos, eso implica que hay un proceso de inversión que se está recuperando y eso nos da para creer que este repunte de la economía tiene sustento para mantenerse en el largo plazo”.

Etiquetas