Economía y Negocios

Pesca ilegal genera US$ 30 millones de ganancias anuales en el país

Datos grafican el problema a nivel nacional, mismo que atenta contra el sector artesanal, debido a la competencia desleal. Se estima que ganancias llegan a los US$ 30 millones anuales.

Por: Javier Ochoa | 06 de Junio 2018
Fotografía: Isidoro Valenzuela M.

Ayer se conmemoró el primer Día Internacional de la Lucha contra la Pesca Ilegal, No Declarada y No Reglamentada, que se celebrará cada 5 de junio, día en que entró en vigencia el primer tratado internacional destinado a poner fin a la pesca ilegal, que en Chile implicó transacciones de hasta US$ 300 millones durante 2017.

No por nada la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) declara a la pesca ilegal como el tercer ilícito más lucrativo del mundo, después del tráfico de drogas y el de armas.

El director regional (s) de Sernapesca, Rodrigo Valencia, indicó que en Bío Bío han realizado más de 8 mil acciones de fiscalización en lo que va corrido de este año, casi el total de lo realizado en todo 2017, incautando a la fecha 71 toneladas de recuso pesquero ilegal.

Cabe destacar que las acciones de fiscalización contemplan inspecciones en zonas de pesca, controles carreteros, fiscalizaciones a centros de consumo, controles de desembarque, entre otros.

“De esas acciones, se han cursado 157 citaciones a tribunales y se han incautado en total 71 toneladas de recursos, principalmente: jibia, merluza común, sardina común, anchoveta y reineta”, explicó Valencia.

En años anteriores, la principal ilegalidad estaba asociada a la captura de sardina común y anchoveta. Ahora la mayor ilegalidad se vincula a la extracción de la jibia. “Extraen más de lo permitido o la procesan como harina aún cuando sólo su desecho está permitido para reducción, porque su destino principal debe ser el consumo humano”, explicó el director regional del Servicio.

Amenaza para pesca artesanal

La pesca ilegal es una de las principales amenazas para la pesca artesanal. Compite deslealmente al inundar el mercado con pescado ilegal, el cual se compra en las caletas por menos de la mitad del valor del pescado legal, afectando la sustentabilidad del recurso y de la actividad pesquera.

“Una caja de merluza legal se vende en una caleta artesanal en precios que fluctúan entre los 12 y 17 mil pesos. La merluza ilegal se vende por 7 u 8 mil pesos, lo que genera una competencia desleal que afecta a aquel pescador que trabaja cumpliendo la norma y resguardando los recursos para que próximas generaciones puedan dedicarse también a esta actividad”, señaló Valencia.

No obstante, la gran deuda pendiente para optimizar el combate a la pesca ilegal, es el ansiado proyecto de Modernización de Sernapesca, expresó el dirigente de la Asociación de Funcionarios de Sernapesca, Eduardo Fuentes, a partir de más personal mejores herramientas sancionatorias.

En tanto, la presidenta de Asipes, Macarena Cepeda, enfatizó que la pesca no declarada, certificada o fiscalizada “es uno de los principales problemas que enfrenta el sector pesquero nacional, ya que agota las poblaciones de peces, destruye los hábitats marinos, perjudica injustamente a los pescadores que actúan legalmente pescando solo su cuota y hace más vulnerables a las comunidades costeras”.

En cuanto a cifras, Asipes informó que se estima que esta actividad ilegal genera unos US$ 30 millones en utilidades anuales para quienes se dedican a este negocio. Lo anterior, planteó la ejecutiva, se traduce en un daño al sistema tributario chileno, debido a la evasión de millonarios montos en impuestos que no son pagados por quienes operan bajo estas condiciones.

Etiquetas