Economía y Negocios

Ex intendentes plantean cómo abordarían los desafíos económicos

Consultados sugieren un gran acuerdo regional, transversal y multisectorial en la Región para hacer frente a los principales retos, donde la construcción de consensos es fundamental.

Por: Edgardo Mora 28 de Junio 2020
Fotografía: Archivo

Salud, empleo e inversión en infraestructura cruzan la agenda de desafíos económicos regionales para tres ex intendentes que respondieron a las interrogantes consultadas por este medio.

Rodrigo Díaz puso en relieve que “el empleo, desde la perspectiva del capital social, requiere de un gran acuerdo político regional, especialmente en el comercio vinculado al turismo, hotelería, restoranes y convenciones. En general, toda la cadena vinculada a los servicios que ha sido duramente golpeada por la pérdida o suspensión de trabajos”.

Del mismo modo, señala que “los empresarios y profesionales u oficios liberales que lideran este segmento de servicios, muchos de ellos también están con cierres, han quebrado o están con un inminente riesgo de quiebra, al igual que las Pymes del área metalmecánica, todos quienes requieren de ayudas urgentes”.

Un segundo desafío relevante para Díaz tiene que ver con “aumentar coordinadamente y con respaldo, las medidas de seguridad, porque si queremos cuidar el empleo, no debiéramos tener sensación térmica de inseguridad”.

Respecto de cómo deben abordarse estos desafíos, el ex intendente plantea que “debemos alinearnos para facilitar el empleo y poder facilitar las inversiones por como han decaído los proyectos destinados a la Región, donde influye una expedición más rápida del sistema de evaluación ambiental”.

Además, Díaz dice que “la estrategia de desarrollo regional es una buena carta de navegación, pero requiere planes de acción adaptados y priorizados a la nueva realidad”.
Otros aspectos importantes para la ex máxima autoridad regional son la salud y la promoción de la innovación tecnológica, la primera, “en términos de estar preparados en caso que se vuelvan a vivir una crisis de esta naturaleza con protocolos para los estudiantes, trabajadores y con la construcción de más hospitales, entre otras medidas”.

Visión de Víctor Lobos

Víctor Lobos, señala que “estamos frente a un virus aún desconocido, que nos tiene en una situación de incertidumbre, no sólo desde el punto de vista de nuestra salud, sino en sus consecuencias sociales y económicas”.

Frente a ello, es necesario “compatibilizar el objetivo económico-social con el sanitario, buscando creativamente los medios para mantener el máximo de actividades sin afectar el control sanitario, ese es el gran desafío de todos”.

También, agrega que “tenemos que prepararnos para cuando la pandemia vaya en retirada y sea posible volver a nuestras actividades, la recuperación y mantención del empleo a través de un fuerte apoyo a la pequeña, mediana y gran empresa locales, con programas y acciones especiales para recuperar las actividades más afectadas, como el comercio, el turismo, en especial la actividad hotelera y de restaurantes y el transporte entre otros”.

Adicionalmente, sostiene que “desde el Gobierno Central y la legislatura, debemos identificar cuáles acciones locales podemos tomar: suspensión de obligaciones de trámites administrativos no relevantes, impulsar la construcción de las grandes obras de infraestructura regionales que están pendientes, facilidades de pago o suspensión de gravámenes locales”.

Desde el Gobierno Regional, “identificar proyectos de infraestructura, a nivel comunal y regional y financiar los estudios de ellos con el objeto de tener una evaluación, valorización y priorización, que sustente los requerimientos de financiamiento frente al Gobierno Central”, afirma Lobos.

Perspectiva de Martín Zilic

Martín Zilic dice que “lo primero, es comprender que esta región tiene una vocación de servicios y lo que se ha discutido por 30 años es que sea la parte sur de un Corredor Bioceánico con Argentina, en Neuquén, lo que significa potenciar todos los puertos de Bío Bío, donde el Estado debe invertir de forma importante”.

Un segundo factor económico para Zilic es “cómo cambiamos la matriz productiva, porque Bío Bío no puede seguir siendo exportadora de materias primas forestales o pesqueras, se ha avanzado en esta materia, pero la parte forestal requiere avanzar más”.

El médico incorpora al Pacyt como otro desafío en cuanto a que “es posible generar, como dice Pablo Catalán, un distrito de salud o un polo de salud en Bío Bío”, junto con la construcción urgente de nuevos hospitales para enfrentar las “gigantescas listas de espera que dejará esta pandemia particularmente en materia de rehabilitación”.

El ex intendente destaca, además, que Bío Bío debiera sumarse a la producción de vacunas y la fabricación de ventiladores, “porque esta no será la última ola que vamos a tener y no será la última pandemia, donde la fabricación de ventiladores puede ser a través de los convenios entre las universidades y las empresas del rubro metalmacánico, junto con Asmar”.

Respecto de cómo abordar estos desafíos, Zilic coincide con Díaz en la necesidad de contar con un gran acuerdo regional que incluya al Gobierno, los empresarios, las universidades, los municipios y la sociedad civil, junto con resolver de manera urgente la descentralización.

Etiquetas