Economía y Negocios

Aumento real de los sueldos sólo llega al 0,5% durante 2018

Expertos penquistas hablan de “desaceleración” y “rezago” en una economía que no logra conciliar crecimiento y generación de empleo. Eso sí, septiembre tuvo un repunte. El gobierno espera que se convierta en tendencia.

Por: Felipe Placencia | 08 de Noviembre 2018
Fotografía: Raphael Sierra P.

“Los sueldos no suben”, dice la vox populi. Y el Instituto Nacional de Estadísticas, INE, les ha dado la razón tras un último informe: el Índice de Remuneraciones real, IR deflactado por el IPC, sólo registra un aumento de 1,3% en doce meses (respecto a Septiembre del año pasado), acumulando una variación de 0,5% en lo que va del año.

Y hay mas datos reveladores. Lo que se está pagando por hora es de $4.761 en términos generales.

Sin embargo, cuando se desglosa por género, las mujeres están recibiendo tan sólo $4.427, mientras los hombres $5.050.

“La brecha de género de la remuneración media por hora ordinaria fue -12,3%, mientras que la del costo de la mano de obra por hora total fue -12,7%”, precisó el INE.

Para el director del Centro de Estudios Regionales (CER), Renato Segura, “la caída del Índice Nominal de salario a niveles de la variación del IPC, son una señal que explica, en parte, la actual desaceleración en el país”. Esto relacionado con el Imacec de 2,3% de Septiembre, considerado bajo.

Advirtió que “en ausencia de un shock positivo en nuestras exportaciones, las tasas de crecimiento debiesen mantener una tendencia a la desaceleración, lo que se extendería durante el 2019. Es decir, es poco probable retomar niveles de crecimiento como los que vimos durante el primer semestre”.

El economista del Centro de Estudios de Corbiobío y académico de la UBB, Ariel Yévenes, es más optimista, pero igualmente tiene sus aprehensiones.

“Un factor de preocupación bastante importante es el rezago que se está evidenciando entre el mercado laboral y la dinámica económica que se está generando en el país. En efecto, la actividad económica ha mostrado síntomas bastante consistentes de recuperación y mayor dinamismo. No obstante ello, en general, aún no se aprecia que los mayores grados de dinamismo tengan mayores impactos en el empleo. En efecto, hay un rezago desde el crecimiento hacia la generación de empleo, lo que, por cierto, también determina que las remuneraciones aún no presenten un crecimiento de importancia”, analizó el experto.

En tanto, el economista, influencer y académico de la UDD, Matías Godoy, acotó que el reciente Imacec “evidencia una desaceleración interanual del crecimiento. Esto quiere decir que en los últimos meses se han registrado tasas inferiores a las evidenciadas en los primeros 6 meses del año. No obstante, en términos anuales, este año el país crecerá a la tasa más alta de los últimos 5 años. Así, la existencia de desaceleración o no, depende del horizonte de tiempo con que examinemos la economía”.

Sarah Montti

Un respiro

Eso sí, septiembre no fue del todo un mal mes. Los Índices Nominales de Remuneraciones (IR) y del Costo de la Mano de Obra (Icmo) mostraron alzas interanuales de 4,5% y 4,4%, respectivamente.

“Por sector económico, comercio, construcción e industria manufacturera anotaron las mayores incidencias anuales positivas en ambos indicadores”, indicaron desde la entidad.

A su vez, se destacó “la influencia de la entrada en vigencia del reajuste del salario mínimo”.

El seremi de Economía Bío Bío, Mauricio Gutiérrez, explicó que estos resultados están por sobre las expectativas del mercado.

“Este aumento en el IR significa básicamente eso: empleo y que estos están teniendo una suerte de competencia en la contratación, por tanto, se eleva en 4,5%”, aseveró a autoridad regional.

Recomendaciones

La contienda es que el Índice de Remuneraciones real, que incluye el efecto IPC, mejore.

“El Gobierno puede contribuir a fomentar el emprendimiento, para que se amplíe la oferta laboral y las empresas estén dispuestas a pagar mayores salarios”, recomendó el economista, influencer y académico de la UDD, Matías Godoy.

Y añadió: “Puede invertir más recursos en subsidios o beneficios tributarios por las capacitaciones que hagan empresas a sus trabajadores, para que a partir de la educación, estos aspiren a un mayor salario”.

Etiquetas