Economía y Negocios

Cambio de hora podría afectar jornada laboral

Expertos señalan enfáticos que se debe abolir el cambio a de huso horario en Chile.

Por: Equipo Economía y Negocios | 11 de Agosto 2018
Fotografía: Contexto

El cambio al horario de verano -que se aplicaría en Chile a partir de hoy genera polémica: expertos coinciden en que es perjudicial.

“Está comprobado a nivel mundial que el cambio horario, Daylight Saving Time (DST), no genera ahorro energético neto y además trae consigo consecuencias negativas para el funcionamiento adecuado del organismo humano, ya que afecta el reloj biológico diario”, dice enfático el Erwin Plett, vicepresidente de la Comisión de Energía del Colegio de Ingenieros de Chile.

“El único ministerio que hasta ahora ha justificado los cambios de horarios en Chile es el Ministerio de Energía y sus antecesores, basado en la antigua creencia que ahorrábamos algo de electricidad y esto sólo en iluminación, pero ya se sabe que no hay un ahorro de energía significante -mucho menos del 1%- que justifique molestar a todos los chilenos con esta medida de fuerza. Hay acciones más eficientes y de ahorro significativo y permanente como apagar tantas luces innecesarias durante el día, o cambiar las luminarias a modernas LED. Si el Ministerio de Energía se abstiene de fomentar esta mala costumbre del cambio de hora, no creo que haya ningún otro Ministerio a favor de ello”, agrega Plett.

Según el artículo principal del National Geographic Magazine de agosto 2018, página 67, “el lunes después de un cambio de horario de verano en EE. UU. hay un aumento del 24% en los ataques cardíacos, en comparación con otros lunes, y un incremento también en accidentes automovilísticos fatales”. Esta estadística está avalada por datos recopilados durante más de veinte años y publicados en la prestigiosa revista médica New England Journal of Medicine.

“Hay estudios clínicos que constatan que en los días siguientes al cambio de horario aumenta la tasa de incidencia de eventos agudos cardiovasculares, se altera el ritmo circadiano y aumenta el trastorno del sueño. Además, hay otras consecuencias transitorias como somnolencia, trastornos del ánimo e incluso alimentarios”, enfatiza la doctora Carmen Gloria Betancur, del Departamento de Psiquiatría y Salud Mental de la Universidad de Concepción, miembro de la Sociedad Chilena de Medicina del Sueño.

Así, los especialistas coinciden en que, estos cambios bruscos son anti naturales y producen “jet-lag”, el malestar que se siente en viajes a través de varios husos horarios.

Etiquetas