Cultura y Espectáculos

Las seis décadas de un gigante de la cultura y vida artística penquista

La vida de la corporación cultural local no ha estado exenta de problemas económicos. Sin embargo, ha sorteado con éxito las dificultades y se ha mantenido firme en el apoyo de las propuestas de los creadores locales.

Por: Diario Concepción | 01 de Diciembre 2018
Fotografía: Archivo/Diario Concepción

Una de las corporaciones culturales más importantes de la Región es, sin duda, Artistas del Acero. Creada por el impulso de los trabajadores de CAP Acero, ante la necesidad de mostrar sus talentos artísticos y propuestas surgidas durante los tiempos libres, se ha convertido en una institución consolidada y reconocida en el ámbito cultural local, cumpliendo hace unos días atrás 60 años de vida.

“El balance de estas seis décadas es positivo. Hemos ido creciendo desde los inicios y hoy es una corporación cultural reconocida y valorada por el medio artístico cultural de la Región y el país. Este crecimiento no ha estado exento de problemas, pero es esencial destacar lo positivo y el apoyo constante que nos entrega CAP Acero”, señaló Arnoldo Weber, gerente de Artistas del Acero.

Esto último se desprende y entiende por las dificultades económicas que asomaron en el 2016, pero que ya están en el olvido gracias al apoyo del Gobierno Regional, el Ministerio de las Culturas, proyectos de Chile Celebra y el regreso del apoyo de CAP Acero.

El inicio de la consolidación corporativa se produjo a partir de 1967, cuando se contó con una primera sede y más de 200 alumnos. Ya han pasado 20 años desde que su directorio tomó la decisión de abrir las puertas a toda la comunidad. Los resultados de tan importante decisión están a la vista: al día de hoy, son más de 1.000 alumnos repartidos en los 40 diferentes talleres que se ofrecen dentro de las diversas áreas culturales, como artes visuales, artes musicales y artes escénicas.

“Siempre está la posibilidad de ampliar la gama de talleres, de acuerdo a los requerimientos de nuestros alumnos y profesores, quienes constantemente promueven el estar innovando en la oferta”, manifestó Weber, destacando que la actual infraestructura ha estado siempre al servicio de los creadores locales, como también de los cursos y talleres que se ofrecen.

Nuevos desafíos

Son 60 años de aporte cultural a la Región, entregando apoyo a artistas locales y ofertando un amplio abanico de presentaciones y exposiciones artísticas. Sin embargo, no sólo quieren quedarse aportando desde su sede en O’Higgins 1255, sino también abrir nuevos espacios, en palabras de su gerente. “Siempre pensando en un crecimiento racional y acotado a nuestras expectativas. Sin duda alguna, hoy se abren buenos horizontes de trabajo en toda la Región del Bío Bío, como también en la Región del Ñuble”.

Ante un 2019 que se asoma con fuerza, Weber comentó que los desafíos que hoy enfrenta la corporación son muchos, destacando la continuidad administrativa y financiera, aumentar la oferta cultural de cursos y talleres, mejorar la infraestructura y, en especial, la sala de artes escénicas, como también seguir con los proyectos públicos y privados.

Proyectamos un 2019 con mucha energía y esperanza de que nuestra situación económica mejore, pero también pensando en la continuidad de nuestros proyectos, tanto de los cursos y talleres que actualmente se ofrecen como de aquellos que hemos desarrollado con fondos públicos. Seguir poniendo a disposición de los creadores locales nuestra infraestructura que, sin duda, ha sido un factor gravitante en el desarrollo cultural local. Con esto me refiero a nuestras salas de ensayos, la sala de teatro y la sala de exposiciones”, detalló la cabeza de la corporación.

A lo que concluyó que “también pensamos en desarrollar proyectos para la tercera edad, segmento bastante marginado de los bienes culturales a nivel general, más aún ahora que con la instalación del ascensor pueden acceder a los diferentes niveles de nuestro edificio”.

 

Etiquetas