Ciudad

Vacunación escolar registra alzas este año en la Región del Bío Bío

Por: Ximena Valenzuela | 05 de Diciembre 2018
Fotografía: Seremi de Salud

El informe preliminar de las inoculaciones de sarampión, rubéola, parotiditis, difteria, tétanos, tos convulsiva y virus del papiloma humano, emanado por la Seremi de Salud, entregó un positivo balance en el área escolar.

Respecto a la vacuna contra la difteria, tétanos y tos convulsiva o coqueluche, que se aplica a niños y niñas de primero y octavo básico, la Región consiguió 51.106 inoculaciones, 26.066 en primero básico y 25.040 en octavo año.

El año 2017, el proceso cerró con 89% de avance y 51.340 dosis administradas, 26.605 en primero básico, que involucra un avance del 90% y 21.735 inoculaciones en octavo año, que representa un 88% de cobertura.

En tanto, la del virus del papiloma humano, por quinto año consecutivo y ya integrado al plan nacional de inmunizaciones, durante el 2018, se aplicó a las niñas de 4° y 5° año básico de todos los establecimientos educacionales de la Región. La Región alcanzó un 84%, con un total de 23.624 niñas vacunadas, 12.228 de cuarto año básico y 11.396 de quinto año.

“Estamos contentos, porque de acuerdo al informe preliminar la vacuna contra difteria, tétanos y tos convulsiva cerró con un 90% de cobertura, 1% más que lo registrado el año 2017, en informe final; porque la vacuna contra el virus del papiloma humano se elevó del 81% al 84%; mientras que sólo la vacuna contra el sarampión, rubéola y parotiditis presenta 2% menos que el año pasado, pudiendo aún reducir esa variación en el informe final”, declaró la seremi de Salud (s), Tanya Vidal.

Tresvírica

Un total de 25.213 menores de primer año básico de la Región, incluyendo la recién conformada región de Ñuble, fueron beneficiados el presente año con la vacuna tresvírica, que protege contra el sarampión, rubéola y parotiditis.

Al tres de diciembre, la cobertura alcanzó el 88%, proceso fue liderado por la provincia del Bío Bío, con 91% de avance y 5.227 dosis administradas. En 2017, la cobertura alcanzó el 90%.

“Uno de los aspectos más relevantes de esta vacuna es proteger a la población regional, ya que en otros continentes aún persisten casos de sarampión, lo cual constituye un riesgo de importación o llegada de casos nuevos a la región. A través de las vacunas logramos que si ingresa un agente infeccioso a una población cuya mayoría es inmune, disminuya la posibilidad de contacto entre susceptibles e infectados, lo que permite bloquear la transmisión del agente infeccioso”, declaró Paola Sepúlveda, encargada regional del programa nacional de inmunizaciones.

En tanto, la tasa de rechazo de la vacunación contra el VPH alcanzó el 2,9%, con 691 casos; sin evidenciarse rechazos significativos en difteria y tresvírica.

El rechazo en materia de VPH llegó al 3,1% el 2014, 2,8% el 2015, 3,3% el 2016 y 1,8% el año recién pasado, siendo el más bajo desde la implementación de la vacuna.

Etiquetas