Política

Jaime Tohá: “Los fondos espejo no son para tapar hoyos en las calles”

Congresistas, integrantes de la comisión de Transporte, coinciden en la necesidad de desarrollar un tren subterráneo en Concepción. En Chile Vamos, no obstante, dicen que eventual demanda de usuarios no lo justifica.

Por: Ángel Rogel | 02 de Septiembre 2018
Fotografía: Agencia UNO

El desarrollo del transporte público en el Gran Concepción no es indiferente para los representantes del Bío Bío en el Congreso. Todos, de una u otra forma, tienen opinión e incluso, en algunos casos forman parte de sus respectivas agendas.

Es en la oposición donde existe mayor interés en concretar un tren subterráneo, tal como lo evidenció el propio ex Presidente Ricardo Lagos hace algunas semanas, en entrevista con este medio, donde instó a los penquistas a luchas por un Metro, con los fondos espejo del Transantiago. En tanto, en los partidos de Gobierno, aún prefieren la cautela.

Lee tambiénEl Metro Pencopolitano que Concepción necesita para crecer

Así, por ejemplo, la senadora de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, dijo que un proyecto como ese consideraba altos montos. Contó que cuando fue alcaldesa se hicieron estudios de flujo de personas y la demanda era baja. Por ello, en su momento se pensó en un tranvía. “Desconozco si la cantidad de gente ha aumentado tanto como para poder darle rentabilidad a un proyecto como el Metro. Yo creo que no”, sostuvo.

Recordó que el tranvía igual era caro, pero contaba con un número más alto de potenciales usuarios. “En un país que tiene pocos recursos como Chile, hay que priorizar”, aseguró la senadora.

Muy distinta es la postura del también ex intendente del Bío Bío y ahora diputado del Distrito 20, Jaime Tohá (PS). “La decisión del Metro en Concepción es impostergable”, afirma categórico.

Lee tambiénLas cifras y argumentos que justifican la construcción de un Metro penquista

Colocó varios argumentos sobre la mesa, entre ellos, la alta congestión vehicular y la vocación regional de transformarse en un referente de ciencia y tecnología.

“Si demoramos diez años más, vamos a tener que hacerlo reactivamente ante una situación intolerable. Hay que pensar no solo desde la perspectiva del uso del ciudadano de hoy, que ya es importante. Si la Región quiere desarrollar el Parque Científico y Tecnológico, los potenciales inversionistas se van a fijar mucho en la calidad de vida, que incluye el transporte público. Y, en segundo lugar, si queremos ser la sede suprarregional de la ciencia y la tecnología, sin un sistema de transporte público, eso no conversa bien”, sostuvo.

Tohá dijo que “falta volver a pensar en grande” y para eso, aseguró, están los fondos espejo del Transantiago. “No son para tapar hoyos en las calles, es para grandes proyectos estructurales”, aseguró.

Es una opinión que comparten el senador Alejandro Navarro (PRO), presidente de la comisión de Transporte del Senado, y el diputado Félix González (PEV), integrante de la misma instancia, pero en la Cámara.

Navarro insistió en un proyecto que entregue recursos a las regiones por cada peso que se invierta en el Metro de Santiago. De hecho, las tres nuevas líneas costarán 5 mil millones de dólares. “Esa plata espejo, debería financiar un proyecto de Metro para el gran Concepción (…). Con las platas del actual fondo espejo no alcanza, en la Región deben ser como 35 mil millones, y hay un porcentaje elevado utilizado para otras iniciativas que nada tiene que ver con transporte”.

Lee también: El camino a recorrer para que Concepción tenga un Metro

Contó que está a la espera de un oficio, donde se le dé respuesta a la forma en cómo se gastaron esos recursos en todo el país.

González comentó que siendo parte del Consejo Regional (Core), esta idea ya estaba dando vuelta y “es perfectamente realizable, cuesta 100 millones dólares por kilómetro. Al menos, en el corto plazo, es deseable comenzar en la Plaza y avanzar hacia el hospital y después ir completando”.

Contó que hace unos días se reunió con el subsecretario de Transporte, José Luis Domínguez, y “tocamos este tema” y, además, le planteó que la ley de presupuesto del próximo año debía incluir 30 trenes nuevos para el Biotrén y los fondos para los estudios de la extensión del convoy, sino no la apoyaría.

Respecto al Metro, González agregó que el Estado no es una empresa, porque si se trata de rentabilidad, ni siquiera el Metro de Santiago es rentable, pues también es subsidiado.

Etiquetas