Opinión

Un 8M con espíritu centenario

Por: Diario Concepción | 10 de Marzo 2019
Fotografía: Diario Concepción

Carlos Saavedra Rubilar
Rector Universidad de Concepción

Seguiremos trabajando por el trato igualitario y digno entre quienes conforman esta comunidad universitaria.

Hoy, en el año de celebración de nuestro primer centenario, la Universidad de Concepción trabaja por relevar la contribución realizada por cientos de mujeres a lo largo de su historia, labor que no siempre ha sido reconocida debidamente. Por cierto, han existido notables excepciones a destacar, como Inés Enríquez Frödden, primera Intendenta y, más tarde, primera diputada de la República, quien se formó en nuestra casa de estudios; Corina Vargas Vargas, primera decana de una facultad universitaria en América Latina; e Hilda Cid Araneda, primera doctora en ciencias exactas en nuestro país.

Este compromiso fundacional sigue más vigente que nunca considerando que aún se aprecian brechas de género que deben ser salvadas para lograr que todas las personas tengan los mismos derechos y las mismas posibilidades de desarrollo y participación, sin restricciones arbitrarias. Por eso, el lema de la Organización de las Naciones Unidas para la Conmemoración del Día Internacional de la Mujer de este año, Pensemos en igualdad, construyamos con inteligencia, innovemos para el cambio, cobra muchísimo sentido. Por lo demás, de acuerdo con datos de la ONU, las mujeres están insuficientemente representadas en los campos de la ciencia, la tecnología, la ingeniería, las matemáticas y el diseño.

En este contexto, los avances de esta administración universitaria se muestran en la designación de las personas que componen el equipo directivo en un número paritario entre hombres y mujeres. A su vez, el compromiso del conjunto de autoridades universitarias se aprecia en la aprobación unánime, por parte del Consejo Académico, el jueves recién pasado, del Protocolo de actuación en casos de acoso sexual, violencia de género y discriminación, decisión que, sin lugar a dudas, constituye un hito histórico en este importante propósito.

Por otra parte, nuestro compromiso con una educación de excelencia, con líderes que aporten a los grandes desafíos de la sociedad, nos impulsa a formar estudiantes que logren generar consensos y levantar propuestas colectivas con convicciones que representen las necesidades de las personas. En este ámbito, también podemos reconocer a Karol Cariola Oliva, formada en nuestra Universidad, quien fuera la primera mujer presidenta de la Federación de Estudiantes (FEC), hoy Diputada de la República y un referente nacional en materia de género.

Seguiremos trabajando por el trato igualitario y digno entre quienes conforman esta comunidad universitaria. Continuaremos trabajando para formar generaciones de profesionales que tengan incorporado este principio de equidad de género y que, por lo mismo, puedan transformar los lugares en los que se desempeñen en espacios propicios para el crecimiento de todas las personas por igual. Así, al momento de aquilatar un nuevo período histórico de vida universitaria, nuestra comunidad podrá sentirse orgullosa de muchas mujeres más cuando se encuentre celebrando su bicentenario.

Etiquetas