Dónde Estoy Parado

Teatro Enrique Molina: Testigo y tribuna del arte local

Por: Diario Concepción | 24 de Septiembre 2017
Fotografía: Carolina Echagüe M.

En 1915 se inaugura en Concepción uno de los edificios de 3 pisos más hermosos dedicados a la educación pública: el Liceo de Hombres de Concepción.  Su estructura fue afectada por el terremoto de 1939 y del 21 y 22 de mayo de 1960, lo que motivó su demolición.

Entre las ruinas que enfrenta la Avenida Víctor Lamas, tan sólo quedan a la vista las bellas escaleras del más que centenario Liceo, y tras ellas la construcción del antiguo “Salón de Acto” conocido por los penquistas como Teatro del Liceo, construido entre 1929 y 1935, año de su inauguración. 

En su escenario se presentaron las más variadas obras teatrales y musicales y destacados ex alumnos como los Presidentes de la República don Juan Antonio Ríos Morales, don Carlos Dávila,  y otros tantos hombres del liceo que ocuparon su tribuna. Hoy el antiguo teatro espera, como el ave fénix, renacer de sus cenizas.

 

Alejandro Mihovilovich Gratz

Profesor Historia y Geografía, Investigador del Archivo Histórico de Concepción

Etiquetas