Deportes

Arturo Fernández Vial internacional: 29 años después del Santos de Sócrates

Por: Paulo Inostroza | 10 de Marzo 2018
Fotografía: Raphael Sierra P.

Hernán Sáez, histórico volante de la “Maquinita” del ‘89 recuerda el último juego del club de sus amores contra un cuadro extranjero. En la visita estaba el mítico “Doctor”.

“Recuerdo ese partido perfectamente. Le hice un túnel al Doctor Sócrates… ¡Imagínate!” Hernán Sáez echa la memoria atrás. “Se me pone la piel de gallina porque hace tiempo no hablaba de esa época. Teníamos un equipazo. Si el Vial iba perdiendo 2-0, igual lo ganábamos 3-2”. Hoy vive en San Felipe, es supervisor de seguridad y también está a cargo de 4 librerías. En febrero de1989, las vacaciones lo pillaron en Mendoza, cuando un sorpresivo llamado lo obligó a volver: la “Maquinita” enfrentaría al poderoso Santos, en Collao. Llegó un día atrasado y se sumó al trabajo. Los brasileños venían con equipo titular y después se medirían con D. Concepción.

Eran días sin internet y hoy es difícil rescatar mucha información de ese encuentro. Para los jóvenes es casi un mito. ¿En serio vino Sócrates? Pero Sáez, a sus 56 años, recuerda muchos detalles. Y cómo no, si es uno de los partidos de su vida. “El estadio estaba lleno. Bueno, siempre estaba lleno cuando jugaba el Vial. Yo estuve cuatro años en Deportes Concepción, pasé a Trasandino y después jugué cuatro temporadas en Vial. Me identifico mucho con su historia, con su gente. La gente de Vial es feliz con muy poco. Volver a jugar un partido internacional debe ser una fiesta. Me encantaría estar”, cuenta el otrora mediocampista.

Había terminado el Torneo Polla Gol y los clubes descansaban esperando el torneo oficial. Entonces, ocurrió lo de Santos. “La gente estaba entusiasmada. En ese tiempo, a nosotros nos pedían autógrafos en la calle. En el primer tiempo abrió la cuenta Nelsinho (las crónicas de la época hablan de Heraldo), que era uno de los centrales. Yo marqué el empate bien entrado el segundo tiempo. Fue golazo”.

Ahí Sáez toma el micrófono y se relata a sí mismo. Con la emoción de un tipo que siente al Vial en las venas, pese a la distancia, el oriundo de Trupán y luego radicado en Chiguayante narró que “el otro central era César Sampaio (que le marcó dos goles a Chile en Francia ‘98) y quiso salir jugando.  Yo estaba ahí arriba, en medio de ellos y fui a cerrarle el paso. No lo dejé que se la devolviera a su compañero y le hice un pequeño foul, una pillería de fútbol, y recuperé la pelota. El arquero (Ferreira) estaba adelantado y se dio cuenta que quería hacerle un globito, así que le pegué por abajo de tres dedos. Es un gol que no se me olvida, como el que le hice a Cobreloa en la final de Copa Polla Gol”.

El partido terminaría 1-1, pero la historia no quedó ahí. “Cuando terminó el partido, cambié camiseta con Sócrates y nos abrazamos. Él nos decía en portugués: equipo bueno, equipo bueno. Después lo entrevistaron en El Sur y dijo que le había gustado mucho el Vial y en especial dos jugadores: Hernán Sáez y Sergio Marchant. Esas cosas te quedan para siempre. Sócrates era un caballero, aunque cuando hablaba en portugués yo no le entendía nada”, repasó.

Recuerda que su amigo Carlos Caszely andaba en el estadio y que en Vial también jugaron Leonardo Canales, Pedro Jaque, Richard Zambrano, Luis Casanova y Luis Riquelme, entre otras figuras. Arbitró Carlos Cáceres y dos días después Santos ganaría 1-0 su segundo partido en nuestra zona, con tanto de Heraldo. Sócrates jugaría un año más y se retiraría. Falleció el 2011. Sáez, en tanto, se fue de Chiguayante, dirigió hace unos años a Trasandino y hoy se dedica a otra cosa. Lejos del fútbol, pero no de ese 1989. Esa década va con él a todos lados. “Fueron momentos hermosos. Uno pasa por Vial y se hace vialino para siempre. Usted es más joven, pero nosotros fuimos a Santiago y le dimos vuelta un partido a Colo Colo frente a 50 mil personas. Una vez me encontré con Héctor Robles y me dijo: Hernán, yo lo tenía a usted en las láminas del álbum de fútbol. Ahí uno se da cuenta que ha pasado harto tiempo”.

La fiesta aurinegra

El partido de hoy será especial. El técnico de Vial, Esteban Fuertes, señaló que “todo lo que soy es por Colón. Hablé con el presidente y le comenté la idea de que vinieran a este partido y de inmediato dijeron que sí y traen un equipo muy competitivo. Aquí hay chicos que están a un paso de la Primera División y otros que ya están alternando ahí. Feliz de que estén en nuestra fiesta, pero cuando uno entra a la cancha quiere ganar. Eso queremos regalarle a la gente”.

Vial presentará 30 jugadores, mientras que Colón llegó con una delegación de 20 elementos, donde destaca Brian Galván, quien a los 17 años ya ha sido llamado a selecciones menores de Argentina y hoy es parte de los sparring de Jorge Sampaoli en los trabajos de la “Albiceleste” adulta. Un partido internacional para Vial, 29 años después.

Viajan 100 aurinegros de la escuela viñamarina

Daniel Henríquez fue delantero de Fernández Vial y hoy, a los 30 años, dirige la escuela de fútbol “Aurinegros”, en Viña del Mar. Pese a la distancia, cuenta con cerca de 100 alumnos desde los 6 a los 18 años, incluyendo la categoría femenina. Anoche, 50 de esos alumnos y sus apoderados viajaron a nuestra zona para disfrutar la Noche Aurinegra. “Danigol” expresó que “fuimos campeones regionales y hemos viajado a Mendoza. Los chicos quieren ver a Vial en su cancha y, además, a las 12 jugaremos en Hualpén contra la escuela de Vial”.

Etiquetas