Ciudad

Paciente venezolana recibió trasplante de hígado en Sanatorio

Kitty Salamanca llevaba seis meses viviendo en Chile, en la localidad de Calbuco. Llegó en estado crítico a la clínica, y tras 20 días internada, fue dada de alta.

Por: Mauro Álvarez | 15 de Agosto 2019
Fotografía: Sanatorio Alemán

Kitty Salamanca, 39 años, al principio no mostraba síntomas extraños en su cuerpo y haciendo caso omiso a los comentarios de sus cercanos que le hicieron notar un color amarillento en su piel, continuó su vida normal. Y es que estaba más preocupada de hacer las cosas lo mejor posible en su   nueva vida en la localidad de Calbuco, a seis meses de haber llegado a Chile con su familia. No obstante, todo cambió el día que no pudo levantarse de su cama para preparar desayuno.

“No podía hablar, ni siquiera para llamar a mi esposo que estaba al lado, no podía moverme”, recuerda. Cuando logró recuperar un poco de fuerzas, fueron al hospital de la comuna y, luego de una serie de exámenes, el diagnóstico fue categórico: debía ser derivada al Hospital de Puerto Montt.

Llegada a Concepción

Kitty fue diagnosticada de una hepatitis A fulminante. Su estado era crítico, con pérdida de conciencia. Dada su gravedad, a los pocos días fue trasladada hasta Concepción en helicóptero. Así llegó a Clínica Sanatorio Alemán. Los médicos le dijeron a su esposo Juan Carlos, que sus expectativas de vida eran de 12 horas.

Luego de ser estabilizada en la clínica penquista, lo s médicos determinaron que necesitaba un trasplante urgente. “Se trasplantó muy grave con edema cerebral, falla renal, falla hepática catastrófica y falla circulatoria”, comentó el médico que lidera la Unidad de Trasplante de Clínica Sanatorio Alemán, Dr. Franco Innocenti.

Tuvieron que pasar 20 días para catalogar de exitosa la intervención, pudiendo volver a Calbuco junto a su esposo y sus tres hijos. “Hoy se va sin ninguna secuela, con su hígado nuevo funcionando… Nosotros estamos muy contentos y satisfechos como equipo y como clínica”, sostuvo Innocenti.

En tanto, la paciente agradeció la nueva oportunidad. “Gracias a Dios estábamos en Chile, ya que creo que si hubiera estado en Venezuela (por la crisis económica y política), no hubiera sobrevivido”.

Centro de procuramiento

Si bien, desde el año 2009, la Unidad de Trasplante de Clínica Sanatorio Alemán (CSA) fue acreditada y comenzó a funcionar, este debió enfrentar un nuevo proceso de reacreditación, lográndose esto, nuevamente, el 12 de agosto.

“Queda claro que cumplimos con todas las exigencias ministeriales para realizar -en la clínica- la donación efectiva de órganos… Se reafirma la capacidad instalada que tiene Sanatorio para realizar este tipo de procedimientos”, señaló el doctor Franco Innocenti.

A su vez, detalló que “esto no nos permite transformar la voluntad de los donantes en donación efectiva”. Desde el 2009 a la fecha, se han realizado 35 trasplantes hepáticos y uno combinado (hígado-riñón), siendo el único recinto privado en la Región del Bío Bío.

Etiquetas