Carta al director

Ley de Estatuto Laboral Juvenil

Por: Diario Concepción | 04 de Septiembre 2018

Señor Director:

Como estudiante universitaria he vivido en carne propia lo que es existir en segundo plano para la sociedad, el no ser tomada en serio, la continua imposición de normas por parte de los “más experimentados” y el resto de estigmatizaciones que, como joven, se dan por hecho.  Aunque al menos en ese vivir siempre hubo alternativas para valernos por nosotros mismos, en una cultura de competencia como es la chilena. Sin embargo, la Ley de estatuto laboral juvenil llegó y para quedarse, y, para todos aquellos que viven, estudian y trabajan es un chiste, es decir, por ser menores somos menos aptos para trabajar un horario completo de 45 horas, limitando justo en los años en que la sangre fluye con más fuerza y la voluntad es fiera.

Por supuesto, no es sólo el hecho de restringirnos de acceder a puestos de trabajo en su total competencia hasta los 29 años, sino más bien, es el darme cuenta que nos siguen subestimando. No visualizando que esos años son importantes para llegar, si es que es posible, a una cotización digna, olvidando que muchos sobreviven y estudian incluso con familias a cuestas, luchando por una oportunidad. La Ley de Estatuto Laboral Juvenil no es una ayuda ni un avance, es un retroceso y una limitante.

Cada persona debería ser capaz de decidir qué hacer con su vida y el resto, ser lo suficiente maduro para apoyar y respetar tal decisión. Cuando eso suceda, quizás sólo quizás, podremos llamar a la sociedad en la que vivimos, una desarrollada.

Yusari Vallejos

Etiquetas