Opinión

Nueve años de aprendizajes

Por: Diario Concepción | 02 de Marzo 2019
Fotografía: Cedida

Robert Contreras
Gobernador de Concepción

La madrugada del 27F nos tocó vivir una de las experiencias más duras y complejas como país y Región, la tierra y el mar nos sacudieron, haciéndonos ver lo poco preparados y frágiles que estábamos para enfrentar un desastre de tal magnitud.

Nos costó vidas, hogares y familias. Hoy miramos hacia atrás y reflexionamos sobre lo mucho que hemos aprendido y cómo hemos fortalecido nuestro Sistema de Protección Civil y Emergencias para estar más preparados y actuar con la mayor rapidez y seguridad, aunque debemos seguir fortaleciendo nuestro sistema de protección civil para la seguridad de nuestros compatriotas.

Aprendimos que las instituciones de emergencia deben estar coordinadas, que requeríamos mayor capacitación en nuestros funcionarios, mejores liderazgos y mayor consciencia en la sociedad sobre la importancia de los desastres, cómo prevenirlos y mitigarlos.

La visita de nuestro Presidente Sebastián Piñera, nos dejó claro que fuimos un país distinto después de aquel día. Compartir con los dirigentes de Dichato y ver cómo la esperanza ha vuelto en las personas es algo que nos alegra como Gobierno y nos hace volver a creer en el futuro. Pues, hemos sido testigos de cómo nos hemos levantado ante cada uno de los embates que la naturaleza nos ha presentado. Vimos hace 9 años atrás como la fuerza del terremoto y tsunami destruyeron todo a su paso, llevándose consigo la historia de muchas  familias chilenas.

Vimos la solidaridad, entre familias que buscaban a sus familiares, a aquellos que estaban perdidos y que recorrieron kilómetros para reencontrarse. Como dijo nuestro mandatario, vimos el valor, el temple, el espíritu y el alma de los chilenos, que nos convirtió en ejemplo mundial de superación.

“La forma en que enfrentamos el terremoto del 27F es un ejemplo para el mundo entero”, y de acuerdo con aquella frase de nuestro Presidente, nuestra provincia y Región ha dado ejemplo de futuro.

Somos un país que trabaja arduamente en contener los desastres de manera oportuna, haciendo evaluaciones constantes de la extensión y afectación de éstos y distribuyendo todos los recursos necesarios por parte de los equipos de emergencia y las fuerzas de orden, para proteger a la comunidad. Orgullosos de todos quienes han hecho una labor profesional y de gran calidad al preparase y perfeccionarse cada día más en la protección civil y las emergencias, como de nuestros policías, que siempre que hemos tenido dificultades han estado allí, resguardando el bien de la comunidad.

Pero, por sobre todo, orgullosos de nuestra gente, de la capacidad de resiliencia de nuestros niños, de la valentía de los padres, de las familias y de lo mucho que conseguimos cuando nos unimos y mostramos lo mejor de lo nuestro; el cariño a Chile, a su gente, empatía y solidaridad.

Etiquetas