Opinión

Pacyt: con el foco en el futuro de Bío Bío

Por: Diario Concepción | 01 de Diciembre 2018

Este ha sido un año de contraluces para la ciencia nacional. Por un lado, se creó el Ministerio de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación, y por otra, el presupuesto bajó en $32.000 millones de pesos. Seguimos estancados, con apenas una inversión del 0,37% del PIB en I+D. Junto a ello, supimos hace pocos días que la Región ocupa el segundo lugar a nivel nacional de empresas y personas declaradas en quiebra, durante este año. Más aún, ocupamos un preocupante penúltimo lugar en la Encuesta Nacional de Innovación del Ministerio de Economía.

A pesar de esto, nuestra Región puede revertir este escenario, las condiciones son favorables al contar con capacidades importantes en los centros, empresas y universidades locales. También, la pronta implementación del Parque Científico Tecnológico Bío Bío Pacyt, podrá ayudar en un mediano-largo plazo, a cambiar la manera de hacer innovación y transferencia tecnológica en la Región.

Los parques de este tipo, que hoy son exitosos en el mundo, no han estado ajenos de problemas, ni nacieron de un año para otro. Como toda gran iniciativa, toma años en llegar a ser realidad, a veces décadas y los resultados no surgen a corto plazo. Esto no sólo por lo gigantesco y demandante que pueda ser urbanizar, o construir edificios, sino que principalmente se requiere una enorme tarea en lograr aunar voluntades, visiones sobre el desarrollo local, definir qué rol jugará una entidad como esta en la Región, y hacer partícipe a la comunidad en el proceso. Nada fácil, si bien contamos con ventajas que nos dan señales de optimismo frente a estos desafíos.

Es una oportunidad para pensar el futuro del Bío Bío, ¿qué te nemos actualmente? ¿En qué nos diferenciamos del resto de las regiones? ¿Cómo nos podemos fortalecer? ¿Qué áreas queremos potenciar? ¿A qué empresas queremos atraer? ¿Cómo beneficiamos efectivamente a nuestra comunidad?

Tenemos todos los actores necesarios para que Pacyt Bío Bío sea un caso de éxito: universidades, institutos de formación profesional, empresas, iniciativas como GirlsInTech, Explora-Conicyt, que apoyan a los niños y niñas de la Región para que se interesen por la ciencia, en una sociedad que, según múltiples encuestas de opinión, se interesa cada vez más por la CyT. Podemos soñar que, en el mediano plazo, tendremos empresas de base tecnológica instaladas en la zona, que crearán más y mejores empleos, pasos necesarios para dejar de exportar materias primas, mejorando las capacidades científicas y tecnológicas de nuestra Región. Talento nos sobra, retenerlo y atraer más, será más llevadero cuando se instalen las primeras empresas y el parque potencie sus actividades de vinculación con la comunidad.

Hasta entonces, cabe seguir trabajando en la planificación e instalación del Pacyt, dejar de lado diferencias políticas, pensar que este es un proyecto de la Región y no de instituciones, propiciar el diálogo entre los actores sociales involucrados y por sobre todo, planificar a largo plazo, cumpliendo con los objetivos que la Región se impuso con la Estrategia Regional de Desarrollo.

debe desaprovechar, Bío Bío tiene todo para liderar la creación y transferencia de conocimiento en el país, siempre con la visión de mejorar la vida de las personas.

SOFIA VALENZUELA ÁGUILA
Doctora en Bioquímica Investigadora del Centro de Biotecnología de la Universidad de Concepción

 

 

Etiquetas