Mundo

Cristina Kirchner apunta a la Casa Rosada en elecciones de 2019

Por: César Herrera - La Tercera | 30 de Julio 2018
Fotografía: La Tercera

La ex Presidenta de Argentina, Cristina Kirchner, querría nuevamente mirar a los argentinos desde los balcones de Balcarce 50. Dirigentes de su sector dan por seguro que la senadora competirá en las elecciones a celebrarse en 2019.

Diversas fuentes aseguran que Cristina K estaría preparando el camino de regreso a la Casa Rosada, entre ellos el jefe de los senadores kirchneristas durante sus mandatos, Miguel Ángel Pichetto, quien aseguró que la actual senadora estará en la papeleta. “La ex presidenta va a ser candidata, no entiendo cómo algunos analistas y politólogos en Argentina no entienden eso”, afirmó el legislador, quien recordó que Fernández lo será “por Unidad Ciudadana, que es su partido”.

El gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, al ser consultado respecto al tema aseguró “Coincido con Pichetto”, a lo que añadió que Cristina K tiene a su favor los últimos sondeos que le dan más de nueve puntos de ventaja sobre Macri en una eventual disputa en las urnas.

A pesar de estas declaraciones, en mayo el diario Clarín aseguraba, citando a un alcalde y a un encuestador, que la ex mandataria había puesto dos condiciones para volver a postularse para el sillón presidencial: La primera, sería garantizar que su hijo Máximo renueve como diputado nacional; y la segunda, que se diera “un operativo clamor auténtico” en un escenario en que “explota la economía”.

“El problema es que en los últimos meses la imagen de Macri se deterioró (ver infografía), en un marco económico complicado. La devaluación del peso y la inflación pegaron fuerte en las expectativas”, afirmó a La Tercera el analista político argentino Julio Burdman, quien destacó que “aún no surgió una figura alternativa”.

A su criterio, “el peronismo no kirchnerista se estaba preparando para terciar entre el macrismo y el kirchnerismo, y la apuesta tenía sentido. Pero hoy cabe preguntarse si el rápido deterioro de la situación económica no los sorprendió a ellos también”.

Por su parte, el director del Semanario Parlamentario, José Angel Di Mauro, añade a lo dicho por Burdman que “conociéndola, ella no se ve perdiendo con Macri, por eso apuesta a que la situación económica se deteriore y sus posibilidades crezcan en consecuencia”. Asimismo, Di Mauro manifestó que Cristina aprovecha la debilidad del justicialismo. “La falta de un candidato propio y taquillero complica al resto del peronismo, que no quiere que ella vaya por fuera (por Unidad Ciudadana) y les reste votos, pero tampoco competir en unas primarias y arriesgarse a perder -lo más probable- y tener que encolumnarse luego detrás de su figura”, sostuvo.

Además, recuerda Di Mauro, en las elecciones de 2019 se le vence el mandato a buena parte de los legisladores kirchneristas, entre ellos a Máximo Kirchner. Por ello, “Cristina quiere asegurarle fueros, así que (el kirchnerismo) necesita listas propias, no los lugares que les ‘ceda’ el peronismo formal”.

Si bien Cristina K ya comenzó el trabajo político en su sector, el 11 de agosto se activaría la campaña presidencial de Unidad Ciudadana, dentro del marco del “plenario militante” en la ciudad de Ensenada, en la provincia de Buenos Aires. “Creo que será candidata, y que lo va a anunciar recién al final también, fiel a su estilo. Porque si ella deja de ser alternativa, aunque no tenga posibilidades de ganar, el kirchnerismo se apaga”, sentenció Di Mauro.

Infografía | La Tercera

Etiquetas