Deportes

Chile cayó 1-2 en el Arena Corinthians: entró dormido y no le bastó para subirse al podio en Sao Paulo

La “Roja” fue cuarta en Copa América. Medel y Messi fueron expulsados.

Por: Carlos Campos | 07 de Julio 2019
Fotografía: Agencia UNO

Analizar y desmenuzar un partido por un tercer lugar, implica siempre tomar en cuenta ciertos ingredientes que sólo se ven en duelos así. En el contexto del triunfo 2-1 de Argentina ayer ante Chile en Sao Paulo, más que válido es señalar que la albiceleste entró al Arena Corinthians con sed de revancha. Y no sólo sobre la “Roja” por las dos Copa América perdidas en 2015 y 2016, sino que aún con la rabia y el fresco recuerdo de la polémica eliminación ante Brasil en semifinales, donde el VAR no actuó cuando debía y perjudicó al equipo de Scaloni.

Todo lo contrario en Chile, que entró a la cancha con poca actitud y mucha displicencia. Daba la impresión de que realmente a la “Roja” le daba lo mismo. Y así llegaron los goles de Argentina que, sin ser tan superior, aprovechó nuevas desconcentraciones para ponerse rápidamente en ventaja. Agüero picó al espacio, enganchó a Arias y anotó el primero al 12’.

Tras el tanto, originado por un mal cobro del juez Díaz, Chile se fue del encuentro. Así, otra vez se durmió la defensa y Dybala le ganó el mano a mano a Arias, que esta vez demoró mucho en el achique.

El estadio se llenó, pero en su mayoría de brasileños. La definición por el tercer lugar para muchos es un premio de consuelo y, así, muchos paulistas asistieron ayer al estadio por mera entretención. Y apoyaron a Chile, que esta vez no sintió ese coro de sus hinchas en el himno, pero sí tuvieron ayuda para burlarse de los albicelestes, con cantos alusivos a Pelé y abucheos en ataques argentinos.

El equipo de Scaloni ganaba cómodamente y Messi jugaba suelto, aunque sólo hasta el 38’. Medel volvió a ser el de 2012 y se ganó la roja por innecesarios pechazos a Messi, que reaccionó y también salió expulsado. Uno de los mejores de la historia veía la tarjeta roja en Sao Paulo y el estadio lo festejó como un gol, salvo los argentinos.

Despertó tarde

Levantó Chile en el segundo tiempo y ayer, por primera vez en Copa América, el VAR ayudó a la “Roja”. Penal a favor del vigente y, hasta hoy, bicampeón, que Vidal cobró con personalidad. El descuento aleonó a Chile, que quedó expuesto al contragolpe gracias a la explosión del ingresado Di María.

Argentina defendió con lo que pudo el triunfo y no arriesgó nada, reventando cada pelota y aguantando al máximo la ventaja, apostando a alguna contra. Hubo pierna fuerte ante un Chile que se acordó de jugar y atacar cuando el reloj ya estaba en contra. La “Roja” dijo adiós a Brasil con una derrota y un cuarto lugar del que seguramente Rueda ya saca conclusiones, pensando en el camino a Qatar 2022.

Etiquetas