Carta al director

Aporofobia

Por: Diario Concepción | 11 de Julio 2018

Señor Director:

Así se define la “fobia a los pobres”. Léase y entiéndase bien, no es “miedo a la pobreza”, algo que quizá sería más “comprensible”. No, aquí es lisa y llanamente miedo a los pobres, a los que poco o nada tienen, a los eternos excluidos. Es lo que hoy “padecen” los sectores acomodados de Las Condes y Vitacura ante la eventualidad de construir viviendas sociales en el patio trasero de sus casas. No resulta fácil realizar el esfuerzo por “justificar” este comportamiento in-humano, pues ni siquiera estamos hablando del miedo al “otro”, al desconocido. No le ha bastado a nuestro País segregar y excluir a los pueblos originarios, a los migrantes, no, no basta, ahora chilenos contra chilenos, nuevamente, pero ahora no por pensar diferente, sino por tener menos, por ser pobre. No existe mejor ni más cruel caso real de individualismo puro. Ante esto, es deber de quienes creemos en la supremacía de la dignidad de toda persona humana y de la comunidad como espacio vivo de encuentro e inclusión alzar la voz y apoyar decididamente a todos quienes se atreven a correr las barreras: hoy Joaquín Lavín, ayer Claudio Orrego. Como Aylwin dijo, ante la odiosa división entre “civiles y militares”: Chile es uno sólo. La segregación social no tendrá jamás la última palabra entre nosotros. La inclusión no es un discurso, ni eslogan, es verdaderamente un sentido de vida para vivir en paz en nuestros turbulentos tiempos.

Sebastián Morales Henríquez
Ex Concejal de Concepción

Etiquetas