Carta al director

Defensores

Por: Diario Concepción | 07 de Julio 2018

Señor Director:

Muchas veces he escuchado al defensor nacional o a defensores regionales refiriéndose a la inocencia de muchos imputados, establecida en juicios orales, y que además la mayoría de ellos permaneció en prisión preventiva. Mi duda y la de muchos es si son realmente inocentes, o si las pruebas presentadas por la fiscalía no fueron suficientes, no alcanzando plena convicción en los jueces del tribunal oral.

Al respecto sabemos que el exacerbado garantismo de algunos jueces, ha permitido dejar libres a delincuentes portando un arsenal de armas; ha posibilitado que delincuentes autores de delitos se entreguen voluntariamente y sin mediar trámite alguno sean dejados libres; ha posibilitado recursos ante las Cortes, y de inmediato se ha revocado decisiones erróneas. Es decir, puede que ello tenga incidencia en las determinaciones de jueces orales, los que incluso se han repetido y con nueves jueces y la resolución ha sido diametralmente opuesta.

En los inicios de la reforma, los defensores buscaban un juicio justo y un debido proceso, parece que hoy todo es distinto y al igual que cualquier abogado particular “todo vale” para lograr la libertad de su defendido, y aún estando conscientes de que no son inocentes.

Bueno, es más fácil destruir que construir, y es más fácil hacer que los jueces duden y con ello logren objetivos y que solo van en contra de la justicia, de las víctimas y en definitiva de toda la ciudadanía.

Alberto Contreras Silva

Etiquetas