Carta al director

Disfonía infantil

Por: Diario Concepción | 16 de Abril 2018

Señor director:

En los últimos años han aumentado las investigaciones en torno a la disfonía infantil, en relación a la importancia que se le ha brindado a la comunicación del niño durante la primera infancia.

Los estudios han llegado a establecer que los malos hábitos vocales podrían provocar daños a largo plazo en la estructura de los pliegues vocales. Esto podría desencadenar disfonías que se mantienen hasta la adultez. Especialmente si existen factores asociados como alergia, enfermedades respiratorias asociadas, etc.

Las disfonías infantiles corresponden a alteraciones de la voz que se caracterizan por modificar las características acústicas (tono, intensidad, timbre, extensión y duración). Generalmente este trastorno se manifiesta en niños entre los 5 y 7 años de edad, aunque también pueden aparecer a edades más tempranas. Esta afección puede deberse a una patología orgánica y/o funcional, dentro de las lesiones orgánicas adquiridas, los nódulos vocales son los más frecuentes.

Una dificultad en el diagnóstico es que la alteración no es un fenómeno fácilmente reconocible por los padres, profesores, ni pediatras. El entorno cercano se acostumbra a ciertas características de la voz del menor y no las considera una alteración o algo fuera de la normalidad. Sumado a esto, en ocasiones ni el propio niño destaca su voz como algo negativo ni percibe incomodidades físicas asociadas a la disfonía.

Loreto Nercelles
Académica Escuela Fonoaudiología
Universidad Andrés Bello

Etiquetas