Ciudad

Minsal en alerta ante potenciales casos de lepra en la Región

Por: Daniel Nuñez Durán | 02 de Agosto 2017
Fotografía: Agencia UNO

Ante la eventual propagación de la “enfermedad de Hansen”, el Ministerio de Salud manifestó contar con la implementación adecuada para tratar la patología.

Ante la confirmación de sospecha del primer caso de lepra en Chile continental detectado en Valdivia a un ciudadano de nacionalidad haitiana de 29 años, que fue diagnosticado en el Hospital Base de dicha ciudad, las autoridades del Ministerio de Salud enviaron alertas preventivas a todas las Seremis regionales del país.

El Bío Bío no es la excepción, y por la relativa cercanía existente con la Región de Los Ríos, la preocupación preventiva se ha instalado en la Seremi Regional de Salud.

Debido a la alerta generada por la confirmación de los dos casos importados en los que se incluye el de la Región de los Ríos, la Ministra de Salud, Carmen Castillo, informó que los infectados “están en tratamiento y han tenido una muy buena evolución, en distintas regiones del país”, agregando que mayores detalles no puede informar, pero que el sistema de salud se encuentra preparado para diagnosticar y tratar patología.

La autoridad recordó que hoy existen “todas las terapias y formas para hacer un adecuado diagnóstico. En el siglo pasado eso no era factible”.

La enfermedad es causada por un bacilo denominado Mycobacterium leprae, que se multiplica de forma lenta y en un periodo promedio de incubación de 5 años. En casos aislados, la enfermedad puede botar en un año o puede demorar hasta 20 en hacerse efectiva.

El bacilo afecta principalmente a la piel, los nervios periféricos, la mucosa de las vías respiratorias superiores y los ojos. En la actualidad, la enfermedad es curable con un tratamiento multi-medicamentoso, arduo, pero que a la postre disminuye los efectos y la propagación.

Aunque no es muy contagiosa, la lepra se transmite por gotículas nasales y orales cuando hay un contacto estrecho y frecuente con enfermos no tratados.

Se debe consignar que el contagio se produce debido al contacto estrecho y prolongado con una persona que padece la enfermedad. El contacto ocasional, como en un saludo o a través de las vías respiratorias es prácticamente nulo.

Según las cifras oficiales procedentes de 138 países de 6 regiones de la OMS, la prevalencia registrada mundial de la lepra a finales de 2015 era de 176.176 casos, y ese mismo año se notificaron aproximadamente 211.973 nuevos casos.

El proceso de curación del bacilo es de 6 a 12 meses si se toman los medicamentos indicados y que garantizan la cura total de la enfermedad que hasta hace medio siglo parecía ser completamente mortal.

Hasta el momento, en la Región del Bío Bío no se han registrado casos sospechosos de lepra, pero dentro de las llamadas enfermedades emergentes, si han existido casos de Dengue y Malaria, los que han sido diagnosticados oportunamente y puestos en tratamiento en los centros de salud de la Región.

Cabe consignar que adicionalmente existe un tercer caso que está en etapa de inicial de estudio y que debiera tener el diagnóstico definitivo dentro de los próximos días.

Etiquetas