Deportes

Hermanas Abraham aceleraron para subirse al podio en Polonia

Estrellas del remo penquista se lucieron en Poznan, donde solo fueron superadas por Estados Unidos e Inglaterra, entre las mejores del planeta en la categoría dos sin timonel.

Por: Paulo Inostroza | 29 de Julio 2018
Fotografía: Gentileza Canal CDO

Su nivel es tan alto, que ya parecen conformarse solo con el oro. Esta vez fue bronce, pero sigue significando un hito. Las hermanas Melita y Antonia Abraham culminaron ayer su participación en el Mundial Sub 23 de Remo, en aguas polacas, y lo hicieron con un valioso tercer lugar en la categoría dos sin timonel, donde el año pasado se habían colgado el oro en Bulgaria. Las jóvenes sampedrinas (Club Miramar) llegaron como favoritas, bogaron como campeonas y se subieron al podio una vez más. Una foto que ya es costumbre.

Y es que las penquistas lograron uno de sus triunfos más importantes en julio del año pasado en Plodvid, Bulgaria, cuando sorprendieron al mundo con histórico registro de 7 minutos, 15 segundos y 60 milésimas. Esta vez, iban con el cartel de favoritas y todas las miradas sobre ellas. Sí, las dos chicas de allá son las rivales a vencer, pensaban todas. Pese a la presión, siempre remaron tranquilas y así fueron avanzando etapa a etapa.

En el debut, lograron un tiempo de 7:20.97, solo superadas por la pareja australiana. Sin apurar, ya estaban en semifinales. Ahí volvieron a brillar y recorrieron los mil metros de competencia con cronómetro de 7:49.20, segunda mejor marca de la serie. La mejor performance, ese día, corrió por cuenta de las estadounidenses Regina Salmons y Alina Hagstrom, quienes ya se perfilaban como sus máximas rivales. Todo indicaba que eran ella o las Abraham.

Día decisivo

Y ayer, bien temprano, se disputó la final A. Melita y Antonia, por el quinto carril, carrera ajustada, con las estadounidenses tomando la delantera para no soltarla nunca. Sorpresivamente, la dupla británica compuesta por Heidi Long y Hannah Scott se metió entre las ganadoras y el binomio chileno, sin que nadie pudiera moverlas de esa posición.

Salmons y Hagstrom terminaron la prueba con un inalcanzable tiempo de 7:31.24, aventajando por casi dos segundos y medio a sus más inmediatas perseguidoras. Las Abraham estuvieron a 2,90 segundos de finalizar primeras y haber timbrado un inédito bicampeonato. Más allá de eso, siguen codeándose con lo más selecto del mundo y, detrás de ellas, llegaron las fortísimas exponentes de Bielorrusia, Grecia y Australia, otro de los candidatos a quedarse con un lugar en la premiación final. Y queda más, en un año que para ellas también será inolvidable por la gran actuación del remo en los Juegos Suramericanos de Cochabamba, siempre de la mano de las hermanas de oro.

No solo Abraham

Pero también hubo otro sampedrino disputando finales y muy cerca de meterse en los lugares de podio. Felipe Inostroza, del Club Canottieri, también cumplió una destacada actuación en Polonia, remando en la final A, junto a Roberto Liewald. Entraron gracias al repechaje, pero finalmente terminaron en quinto lugar, con diferencia de 10 segundos detrás de los ganadores irlandeses.

 

Etiquetas