Deportes

Accidente en Casablanca: En la tragedia, el optimismo sigue más vivo que nunca

Por: Samuel Esparza | 08 de Enero 2018
Fotografía: Javier Parra | Facebook

La última historia subida por uno de ellos a Instagram, da cuenta exacta de cómo era en el día a día el grupo de jóvenes: alegre, trabajador y, por sobre todo, apasionado por el deporte.

En eso estaban justamente cuando la tragedia los encontró en plena carretera 68, que une Santiago con Viña del Mar, a la altura de Casablanca. Las causas aún no están del todo claras, aunque a estas alturas quedó en segundo plano.

Todo indica que la conductora que los chocó se quedó dormida. Sea así o no, ya nada traerá de vuelta al camarógrafo, Gonzalo Moya Pardo y al productor, Nelson Durán Poblete, jóvenes profesionales que fallecieron de forma instantánea. Ambos iban en el auto del periodista de la Universidad de Concepción, Javier Parra Sierra, con quien integraban la productora Audiofilms, encargada de los programas” Campanil UdeC” para el Club Deportivo UdeC, y “Protagonistas”, para el Canal del Fútbol (CDF).

De hecho, en la víspera habían estado en Curicó, después de grabar un episodio de “Protagonistas”, donde entrevistaron al histórico capitán de U. Católica, Cristián Álvarez. El último trabajo en conjunto, y que los recordará para siempre como un equipo de lujo.

Buscando levantarse

Javier Parra fue el único pasajero del móvil que quedó con vida, las lesiones le significaron tres puntos en la frente y varias contusiones. Lo mismo que la pareja de la conductora del auto causante del incidente, y dos menores de 15 y 12 años.

Aunque el golpe más fuerte fue al alma, dada la cercanía que tenía, especialmente, con Gonzalo Moya. Amigos del periodista dicen que eran inseparables. “Trabajaban, veían los partidos de Chile y carreteaban juntos; era una relación casi de hermanos”, dice un cercano.

Sobre el accidente, el periodista contó que se detuvieron en la berma, porque les pareció que el auto llevaba algún desperfecto. Rato antes, le había cedido la conducción a Moya, lo que hacían en cada viaje por seguridad. Eso lo libró, pues el otro auto los embistió a toda velocidad por el costado izquierdo.

Ayer este medio se comunicó con Javier Parra, quien se mostró entero en el dolor. “Hay que levantarse de esto, y seguir sonriendo cada día por ellos”, fueron sus palabras.

Etiquetas