Ciudad

Hospital Las Higueras impulsa el acompañamiento de padres a niños internados

Por: Ximena Valenzuela | 02 de Febrero 2018
Fotografía: Gentileza de Servicio Salud de Talcahuano.

El centro de salud acondicionó una sala para los familiares que cuenta con 15 bergers. Experiencia benefició a más de seis mil menores el año pasado.

La hospitalización de un menor, por el motivo que sea, genera un quiebre en la familia, mayor nivel de estrés y ansiedad en los niños, ya que anhelan volver lo antes posible a sus casas, para  favorecer los procesos de mejoría la Organización Mundial de la Salud recomienda el acompañamiento familiar.

De hecho, el organismo internacional afirma que el acompañamiento familiar es positivo para mitigar el dolor, lo que deriva en acortar la permanencia en los centros de salud, sobre todo si uno de los padres lo acompaña todo el día y duerme con él.

Además, el acompañamiento disminuye el estrés emocional y favorece al eficacia del tratamiento cuando los padres colaboran con ello y no son meros espectadores, principalmente, cuando se deben someter a dolorosos tratamientos.

Por ello, el Servicio de Salud Talcahuano está impulsando en todos los servicios de pediatría y de cirugía infantil el acompañamiento familiar, iniciativa que logró cubrir durante 2017 cerca del 70% de los días de hospitalización de menores.

La medida, que permite a los padres permanecer cerca de sus hijos durante el tiempo de su internación, forma parte del programa Hospital Amigo de la Familia y Comunidad, que se suma la implementación de salas de acogida o el equipamiento de los espacios, entre otras, con las que se busca entregar una atención más acogedora, amable y participativa a las personas que concurren a los establecimientos.

El acompañamiento diurno y nocturno, permite a los padres estar durante 10 horas en el día y 10 en la noche junto a sus hijos, debiendo retirarse sólo durante los cambios de turnos, es decir, de 07.00 horas a 09.00 horas y desde las 19.00 horas a 21.00 horas, de manera de no interferir en las atenciones de los demás pacientes.

Durante el 2017 se acompañaron cuatro mil 621 días de hospitalización de un total de seis mil 648 registrados, sólo en el Hospital Las Higueras, además se equiparon las salas de Pediatría y Cirugía Infantil con 15 bergers y se realizaron algunas mejoras en los espacios determinados para la iniciativa, todo con una inversión que supera los cuatro  millones 500 mil pesos.

La enfermera supervisora de Pediatría y Cirugía Infantil en Las Higueras, Marcela Mardones, explicó que gracias a la puesta en marcha del trabajo, hoy se puede observar que los niños están más contenidos y tranquilos, al igual que los padres, que pueden estar seguros que se les está entregando una atención de calidad. “Nosotros como funcionarios estamos en constante capacitación para poder atender a ambos (hijos y padres) como familia, es importante que cada uno de nuestros funcionarios además de atender a los niños, hagan lo propio con los padres, sean capaces de contenerlos y saber que es una familia que no está sana por completo”.

Yeisi Sánchez, madre de Isidora Urrutia, señaló que es primera vez que se ve enfrentada a una hospitalización, por lo que agradeció el apoyo que ha recibido de parte de los equipos durante este proceso.

“La información se entregó muy clara desde el principio que ingresamos y es muy bueno poder estar apoyando a los niños. Contamos con comodidades, tenemos una sala de acogida para los padres que es muy completa, podemos servirnos un cafecito, comer algo, tenemos el sistema de los berger en las salas de hospitalizados que es bueno, porque como papás nos da un poco más de comodidad y podemos transmitirle mayor seguridad a los niños”, sentenció.

Alejandra Correa, enfermera jefe de Gestión del Cuidado en  Las Higueras, explicó que la implementación del programa Hospital Amigo de la Familia y Comunidad, depende de un comité, que realiza un diagnóstico de cada unidad y servicio para desarrollar medidas que apunten a mejorar la satisfacción usuaria y el acercamiento del hospital hacia el usuario.

En este sentido, agregó Correa, el contar con espacios amigables en distintos servicios “permite vincularnos de una mejor manera (con familiares y usuarios), creando un espacio más agradable, más cercano y más cómodo… permitiendo que la atención sea más cercana”.

Etiquetas