Ciudad

Tiempos de espera en salud pública es evaluado con un 4,6 por penquistas

Los resultados revelaron que a nivel local, el acceso y oportunidades en atención médica son medidos negativamente por los usuarios. Un 61% cree que la obtención de horas en el sistema es poco oportuna.

Por: Mauro Álvarez | 12 de Octubre 2018
Fotografía: Raphael Sierra P.

La IX Encuesta sobre el Sistema de Salud Chileno que anualmente realiza el Instituto de Salud Pública de la Universidad Andrés Bello, indicó que los niveles de satisfacción en los usuarios en la zona es crítica, principalmente en el acceso y oportunidades en atención médica oportuna.  El estudio fue aplicado entre junio y agosto de 2018 en el Gran Concepción, con 434 casos segmentados, según sexo, nivel socio económico y edad,

Entre los aspectos peor evaluados en base a experiencia figuran los largos tiempos de espera para recibir atención y la forma de solicitar una hora de forma no presencial, es decir, a través de teléfono, siendo evaluadas con un 4,6 y un 4,1 respectivamente.

Lo anterior, si se compara con la percepción de los usuarios sobre el funcionamiento del sistema público de salud, el panorama es aún más desalentador. Un 61% cree que la obtención de horas es poco oportuna y un 40% y 46% piensa que el acceso a hospitalización e intervenciones quirúrgicas demora más de la cuenta, respectivamente.

“Hoy día, la gente siente una sensación de desprotección importante y eso está muy asociado al problema de las catastróficas y, también, al problema de los medicamentos de alto costo. Creo que estos son resultados que las autoridades van a tener que revisar y que van a tener que enfrentar en el próximo proceso de reforma de salud”, indicó el director del Postgrado del Instituto de Salud Pública de la Universidad Andrés Bello, Rony Lenz.

No obstante, sobre la evaluación de los servicios de salud, el Gran Concepción registró un incremento importante entre quienes, de acuerdo a su experiencia, evaluaron con un 5 a los Cesfam presentes en la zona, pasando de los 35 puntos del año anterior, a los 57 en esta medición. Un 25% asignó una nota en el rango 6 a 7, en tanto, el promedio general, sigue siendo 4,2.

Al respecto, director académico de pregrado del ISP Unab, Jaime Sepúlveda, comentó que esto se debe a que hoy existe una mayor presencia de centros de salud primaria en el Gran Concepción, con las competencias necesarias para descongestionar las salas de emergencia de los hospitales de la zona.

“Lo que uno ve en los resultados de la encuesta es que las inversiones en infraestructura, sobre todo, a nivel de atención primaria, con varios Cesfam y SAR nuevos, dan cuenta que la población está percibiendo esto como un avance, si bien es precario todavía. Los procesos de reacreditación de los Centros de Salud Familiar, en particular, en la comuna de Concepción están cambiando”, destacó Sepúlveda, citando como ejemplo los Cesfam de Lorenzo Arena, Santa Sabina y la incorporación de los SAR en Tucapel y Víctor Manuel Fernández.

Otro de los puntos que destaca la medición es la a alta adhesión a la idea de que sea el Estado quien regule el precio de estos productos. 41% cree, además, que es necesario fortalecer y exigir la existencia de farmacias en los municipios, esto, porque un 52% de los encuestados dijo haber elevado lo invertido en este ítem. Además, 57% cree que el gasto seguirá creciendo. Sobre sufrir una enfermedad catastrófica no cubierta por el auge, un 59% le asigna el máximo nivel de temor a esta opción.

Isapres vs Fonasa

Un aspecto relevante dentro de la encuesta, fue la percepción de los usuarios respecto a los sistemas de prestaciones de salud.

Frente a la pregunta: Si ambos sistemas tuvieran el mismo costo, ¿cuál preferiría? La respuesta en el 61% de los casos es Fonasa, mientras que el 33% se inclina por las Isapres.

En tanto, si la reforma fuera sólo al sistema privado, creando un plan único sin variación de precio, “un 22% de la gente evaluaría la alternativa de cambiarse de Fonasa a Isapre. “Este porcentaje podría poner en jaque al sistema privado de salud, puesto que es un número muy grande para la capacidad de absorción que tienen estas instituciones”, finalizó Lenz.

Etiquetas