Economía y Negocios

Financiamiento externo más caro y un mejor estatus de Pymes exportadoras

Por: Edgardo Mora | 18 de Julio 2017
Fotografía: Copesa

Presidente de la Cpcc planteó que baja en clasificación de riesgo no reviste mayores cambios por rebaja de tasas del Banco Central. En tanto, economistas dicen que el mercado ya asimiló lo que Standard and Poor’s vino a constatar.

Un encarecimiento del financiamiento externo junto a un mejor estatus de las Pymes exportadoras por el eventual alza del tipo de cambio son parte de los efectos que prevén actores locales respecto de la baja en la clasificación de riesgo de Chile que pasó de AA- a A+ por parte de Standard and Poor’s.

El presidente de la Cámara de la Producción y del Comercio de Concepción (Cpcc), Ricardo Gouët, indicó que “las empresas podrían enfrentarse a tasas de interés un poco más altas en los años que vienen, mientras no recuperemos la ‘calificación superior’, pero el Banco Central está en una política de tasas bajas, dada la baja inflación y el bajo crecimiento, lo que contrarresta las posibles alzas de tasas internacionales”.

Al mismo tiempo, el líder de uno de los gremios más importantes de la Región afirmó que “las pymes tal vez deberán realizar un esfuerzo por cumplir plazos y condiciones, y ser más productivas para competir, mostrando que somos un país de empresas serias” en el sentido de ir mejorando las confianzas.

Visión de economistas

En tanto, para Javier Irarrázaval, académico de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad San Sebastián (USS) “es importante hacer notar que Standard and Poor’s simplemente oficializó algo que el mercado ya había internalizado. Para el mercado no es una sorpresa la baja de la clasificación crediticia: ya había subido las tasas de interés para préstamos a empresas chilenas, por el riesgo sistemático de ellas en cuanto a su calidad de “chilenas”. Así, el principal efecto es un encarecimiento del financiamiento externo (en dólares), y por lo tanto, un aumento de la deuda futura tanto para las empresas privadas como para el Estado de Chile”.

En cuanto a las repercusiones que tiene esta baja en las economías de regiones que son eminentemente exportadoras como la del Bío Bío, Irarrázaval estimó que “podría haber presiones para un alza del tipo de cambio, lo que favorecería el ingreso de los exportadores. En cuanto a sus costos, mientras no se endeuden mucho afuera, no habría problema”, aseguró.

En línea con Irarrázaval, Claudio Parés, director del Departamento de Economía de la Universidad de Concepción comparte la visión respecto de que no es nuevo que bajara el riesgo país.

“Las clasificadoras de riesgo basan sus decisiones básicamente en la misma información que tienen los inversionistas respecto del país, por lo que el impacto que pueden tener tiene más relación con capitales especulativos o de corto plazo que con la inversión de largo plazo, que es la que debiera interesarnos. De hecho, esos inversionistas ya dejaron de invertir mucho antes de que cayera la clasificación de riesgo, por lo que las clasificadoras han venido, más que nada, a constatar algo que ya ocurre y es poco probable que haya un impacto debido a la clasificación en sí misma” indicó Parés.

Carlos Smith, economista de la Universidad del Desarrollo aportó que la clasificación de riesgo “es importante porque para el mercado de capitales internacional Chile tiene hoy una menor capacidad para pagar sus deudas que antes”.

Opinión del gobierno

Al respecto el seremi de Hacienda, Juan Antonio Señor, destacó que “Chile tiene una alta clasificación, bajó un peldaño quedando  junto a países como Japón, Israel, Eslovaquia, Irlanda, Eslovenia y quedó bajo países como Noruega, Alemania, Nueva Zelandia y Estados Unidos”.

Al mismo tiempo, Señor hizo hincapié en que  “si  mantenemos  la política de reducir el déficit fiscal y retomamos una senda de mayor crecimiento,  que nos permita converger a un balance estructural  en un par de años, la nota se podría revisar positivamente”.

Etiquetas