Deportes

Karateka de Hualpén tuvo que dormir en terminal antes de convertirse en campeón mundial

Por: César Herrera | 24 de Mayo 2017
Fotografía: Imagen TVU

El hualpenino Robinson San Martín Cartes, demostró que para obtener logros importantes sólo se necesita disciplina, perseverancia y trabajo duro. El hombre de 48 años logró obtener el título de campeón del mundo en la disciplina de Kárate, al otro lado de la cordillera, sin recursos y sin el apoyo de instituciones.

Con la ayuda de amigos, compañeros de trabajo e incluso alumnos con quienes comparte en el Kenpo Kárate Concepción, San Martín logró reunir dinero suficiente para viajar a Rosario, Argentina, donde competiría sin saber lo que le esperaba.

“¿Los medios?, de mi bolsillo y de algunos compañeros de trabajo que me ayudaron del sindicato, y mis compañeros de acá (centro de entrenamiento), los alumnos, entre todos, pusieron lo que ellos podían, y con eso juntamos un poco de dinero y hasta donde duró”, confesó el deportista en entrevista con el noticiero de TVU.

Lee también: CDA logró histórico triunfo en voley juvenil

Un vez en el país trasandino, conciente de los pocos recursos con los que contaba, el hombre oriundo de Hualpén tuvo que pasar la noche en un sillón únicamente cubierto por la bandera chilena. “El compromiso era ese, yo les dije: yo voy a ir y si tengo de dormir en el suelo lo voy a hacer”, reveló.

A pesar de las dificultades, San Martín sacó la tarea adelante y consiguió medalla de oro, coronándose como campeón del mundo en su disciplina.

José Navarrete, Sensei de la academia donde entrena San Martín, comentó: “Es un orgullo para la academia que él fuera el único representante que participó en el campeonato mundial de Rosario, Argentina, y no es primera vez que lo hace, ha participado en varios mundiales y siempre ha sacado muy buenos lugares”.

Ya en tierras nacionales, el actual campeón del mundo comentó al canal universitario que su emoción llegó a las lágrimas cuando escuchó los aplausos y el respeto de los asistentes una vez que se anunció su victoria.

“Me emocioné mucho porque yo tenía otro concepto del pueblo argentino, pero me trataron muy bien, me acogieron como hermano, me apoyaron, me ofrecieron su casa, estoy muy agradecido de ellos”, sentenció el atleta nacional.

Etiquetas