Cultura y Espectáculos

“Unfinished plan” de Rodolfo Gárate: Un conmovedor relato de un músico que regresa al hogar

Por: Mauricio Maldonado | 27 de Julio 2017
Fotografía: Gentileza Miradoc

El director del documental, quien fue invitado ayer a la penúltima función en la Sala David Stitchkin, comentó detalles del trabajo centrado en figura de Alain Johannes.

La tarde de hoy es la oportunidad final para conocer a un personaje entrañable -y fundamental- de la música rock de estos últimos 30 años. Una figura talentosa, de reconocimiento internacional, vuelve a su país natal para reconectarse con su origen y de cierta manera también sanarse.

“Unfinished Plan: El camino de Alain Johannes”, de Rodolfo Gárate, presenta una historia sorprendente y fascinante, en que se cruza el dolor y la pérdida con el amor infinito por la música. La función será hoy a las 19 horas en la Alianza Francesa

“Me llamó la atención esta especie de ‘yin y yang’ de lo que representa su vida. Por un lado, un brillo musical extraordinario, en que figuras a nivel mundial lo encuentran el mejor. Y por otro, la tragedia de perder a su mujer y emprender el regreso al hogar, como un poco para sanarse (…) Ese regreso me interesó y quedó retratado en la película. Si bien entramos desde el mundo del rock, tomamos las herramientas de la música para poder representar, narrativamente, esta historia de fragilidad de Alain que en el fondo es la de todos”, dijo Gárate.

Dentro de la narración, y como elemento que atraviesa todo el documental -dura 95 minutos-, está Natasha Shneider, su fallecida esposa y partner en gran parte de su trayecto musical, de ahí también que el trabajo de Gárate se divide en varios capítulos más un epílogo. “Su presencia es gravitante para toda la construcción narrativa de la cinta. Es una historia de amor bien mística, no dejan de impresionar -incluso a Alain- los archivos que encontramos, en que las palabras de ella parecen una premonición”, afirmó el director.

 

Generosidad absoluta

Otro ingrediente central en el desarrollo del documental es la música del propio Johannes, la cual aparte de unir las diferentes imágenes y extractos de entrevistas, se transforma también en una oda hacia Shneider. Muestra de aquello es la inclusión de distintas canciones que componen “Spark”, primer álbum solista del multiintrumentista editado el 2010.

“Estamos convencidos que la lírica de Johannes que está en ‘Spark’ fue muy importante para contar la película. Es la expresión de lo que él sentía por esta pérdida y es su manera de agradecer todo lo que le dejó (…) Un disco que hizo en 4 días y que según él tuvo ayuda de Natascha”, dijo Gárate.

Fuera de ser un personaje musical talentoso e influyente, el documental destaca la generosidad de Johannes. “Es algo destacable en muchos aspectos de su vida. Al hacer la película no nos conocíamos y nos dio una libertad artística total para poder armarla como quisiéramos. Apostó por nosotros y él quedó muy feliz con la película, una cinta que te habla de la generosidad de alguien que cree en las personas, eso es súper a contrapelo en el mundo en que vivimos, donde el egoísmo manda. Yo digo que es un antisistema”, concluyó el realizador.

Etiquetas