Ciudad

Oficios revelan baja presencia municipal en fiscalización a locales de venta de alcohol

Por: César Herrera | 17 de Julio 2017
Fotografía: Agencia UNO

Oficios entregados a través de la Ley de Transparencia revelaron que en 2016 cinco municipios -de nueve pertenecientes al Gran Concepción- no cursaron infracciones a establecimientos que expendan, proporcionen, distribuyan o mantengan bebidas alcohólicas.

Según los registros, ningún inspector municipal de las comunas de Chiguayante, Penco, Tomé, Hualpén y Hualqui ejecutó la facultad otorgada por la Ley 19.925.

En este contexto, y a pesar de lo señalado en el gráfico anterior, las comunas que más infracciones cursaron considerando el número de locales existentes en ellas fueron Chiguayante, Talcahuano y Coronel.

Si bien Chiguayante no tuvo registros de parte de inspectores municipales, si existen de parte de Carabineros, organismo que más fiscaliza la Ley de Alcoholes en el Concepción Metropolitano.

Tras revisar la información entregada por parte de los municipios se puede observar que durante el año 2016 sólo se cursaron 44 infracciones por parte de inspectores municipales en las comunas señaladas en el primer gráfico. En el mismo periodo Carabineros cursó 807.

Datos 2017

A la fecha, la realidad y trabajo de inspección municipal en las comunas no dista mucho de lo anterior.

La directora de Administración y Finanzas de la Municipalidad de San Pedro de la Paz, Nelly Monsalve, reveló que se han realizado 177 fiscalizaciones en un trabajo en conjunto entre funcionarios municipales y Carabineros. En este marco se han cursado 86 notificaciones internas por patente de alcohol y 15 infracciones, detalló.

Al igual que San Pedro de la Paz, Talcahuano ha continuado la fiscalización con personal municipal. Así lo confirmó el alcalde de la comuna Henry Campos, quien señaló que “nos encontramos muy satisfechos porque somos una de las comunas con mayor trabajo de fiscalización de locales de expendio de bebidas alcohólicas“.

En la comuna puerto, desde enero a junio, se realizaron 22 fiscalizaciones sólo con personal municipal, registrándose 7 partes por infracción a la Ley.

“Hoy día Chile tiene uno de los índices más altos de consumo de alcohol, no sólo a nivel de adultos sino que también a nivel de jóvenes, y obviamente lo que queremos es que la población tenga vidas mucho más saludables y por lo tanto nosotros vamos a seguir fiscalizando”, sentenció Campos.

Por otra parte, si bien desde el municipio de Hualpén reconocen el no efectuar fiscalizaciones con personal municipal, tienen un claro objetivo: crear una ordenanza municipal de alcohol.

“Entendemos que el consumo de alcohol es un problema que afecta a nuestra sociedad, por lo que como administración municipal buscamos generar el concepto de prevención ambiental, enfocada principalmente en proteger los derechos de la infancia. Es por ello que a través del programa comunal de Senda y el Departamento de Inspección Municipal estamos coordinados un trabajando en conjunto para generar una ordenanza municipal de alcohol, que se proyecta implementar en septiembre próximo”, indicó la alcaldesa de la comuna, Katherine Torres.

La alcaldesa agregó que “de igual forma como lo hicimos en la Fiesta del Changai que celebramos en marzo pasado, queremos impulsar la realización de eventos municipales libres de alcohol y consagrarlos en esa ordenanza para que la comunidad y nuestras familias puedan compartir sanamente”.

En Penco, en cambio, aseguran que tienen inspectores ad hoc, personal administrativo que coopera en la fiscalización del cumplimiento de la Ley 19.925. A su vez, revelan que no han realizado inspecciones durante el presente año.

“Todo lo que es inspección a locales de venta de alcohol generalmente lo hace Carabineros por la agresividad que significa la función”, reveló Hugo Fernández, coordinador del área de Inspección del municipio.

En una situación similar se encuentra Tomé, que durante 2017 no registra fiscalizaciones por parte de personal municipal. Desde el organismo señalaron que esta labor está radicada principalmente en Carabineros.

A pesar de lo informado, indicaron que suelen realizar labores preventivas donde entregan información relativa a la Ley 19.925.

Agencia UNO

La Ley es clara

La Ley 19.925, sobre expendio y consumo de bebidas alcohólicas, señala en su Artículo 2° que “Todos los establecimientos que expendan, proporcionen, distribuyan o mantengan bebidas alcohólicas, estarán sujetos a la vigilancia e inspección de Carabineros de Chile y de los inspectores municipales y fiscales, en el ámbito de sus respectivas competencias”.

Asimismo indica que en el Artículo 3, de procedimientos ante el juzgado de policia local, Ley 18,287, que “Los Carabineros e Inspectores Fiscales o Municipales que sorprendan infracciones, contravenciones o faltas que sean de competencia de los Jueces de Policía Local, deberán denunciarlas al juzgado competente y citar al infractor para que comparezca a la audiencia más próxima, indicando día y hora, bajo apercibimiento de proceder en su rebeldía”.

Por lo tanto, la Ley de Alcoholes otorga la facultad a los municipios de fiscalizar y vigilar el correcto funcionamiento de locales de expendio de alcohol con o sin la presencia de Carabineros. A su vez, otorga a las juntas de vecinos la facultad de denunciar y notificar irregularidades en este tipo de recintos.

Agencia UNO

 

Senda y el trabajo en municipios

El director regional del Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (Senda), Bayron Martínez, indicó que “nosotros tenemos un programada que se llama Tomemos Conciencia, que es un piloto que lleva 3 años y ha generado una buena recepción del municipio de Talcahuano que es donde está instalado”.

Según relata la autoridad de la cartera, tras la implementación del programa Talcahuano modificó su ordenanza municipal en cuatro puntos:

-Control de la publicidad de bebidas alcohólicas en bienes nacionales y de uso público.

-Establecer horarios diferenciados para expendios ubicados a 100 metros de escuelas (locales cierran una hora desde el horario de salida de los establecimientos).

Prohibición de recursos públicos en la compra de alcohol.

Capacitación a expendedores de alcohol.

Respecto a este último punto, Martínez indicó que se les ha capacitado en información relevante, como por ejemplo “que si una persona le vende a un menor de edad y es sorprendida por Carabineros o un fiscalizador, esa persona no se somete tan solo a una multa, sino que es una de las primeras causales de eliminación de su patente comercial y será tomado detenido“.

Además agregó que en Talcahuano, gracias a los resultados expuestos por Tomemos Conciencia, se está trabajando en la zonificación de patentes, medida que consta en centrar su entrega en la Avenida Colón con el fin de facilitar las labores de fiscalización a los organismos competentes.

“Esta experiencia la estamos replicando, y estamos invitando a todos los alcaldes y concejales de la Región a que las observen”, comentó el director regional del Senda, ya que en su opinión “no necesitamos cambiar la Ley para generar algunas acciones que en lo local se pueden desarrollar”.

Agencia UNO

Martínez también reveló que el 32,1% de estudiantes escolarizados entre Octavo y Cuarto Medio consumen alcohol todos los meses en la Región del Bío Bío, y que sin dudas “esto es un problema de adultos, porque los chicos acceden al consumo de alcohol a través de ellos”.

Cabe señalar que este segundo semestre la Intendencia de la Región del Bío Bío recibirá los informes preliminares del Censo 2017, y con esto podrá comenzar el trabajo de análisis para establecer el número máximo de patentes de alcohol por municipio para los próximos 3 años.

Etiquetas