Carta al director

Vital autonomía

Por: Diario Concepción | 01 de Agosto 2017

Durante semanas hemos alentado a las personas con discapacidad para atreverse a cambiar el rumbo de sus vidas. Capacitarse gratuitamente en Fundación Tacal, y buscarles un trabajo de acuerdo a sus competencias. Tenemos más de 400 cupos abiertos en una serie de ámbitos, pero la tarea no ha sido fácil.

¿Por qué se preguntarán? Hay muchos factores, pero uno de ellos nos involucra a todos.

Es muy frecuente que la familia, los padres, la escuela e incluso en el empleo se tienda a sobreproteger a una persona con discapacidad. Lo hacemos porque pensamos que son vulnerables y que nuestra conducta a la larga será positiva. Sin embargo, lo que estamos haciendo es limitar su desarrollo y aprendizaje; estamos poniendo barreras a la autonomía.

Hay muchos conceptos sobre la misma, pero uno del Observatorio Estatal de la Discapacidad de España me pareció claro y preciso, la autonomía personal “es la capacidad de controlar, afrontar y tomar, por propia iniciativa, decisiones personales acerca de cómo vivir de acuerdo con las normas y preferencias propias así como de desarrollar las actividades básicas de la vida diaria”.

Hablo de un derecho y para alcanzarlo, al igual que cualquiera de nosotros, requiere de un “entorno social facilitador” que entre otras cosas entregue herramientas que les permitan tomar esas decisiones.

Cuando uno les preguntas a los familiares y amigos de una persona con discapacidad sobre estos temas, ve el temor en sus ojos y una necesidad de impedir cualquier mal rato. Pero, hay que tener claro que lo que estamos haciendo cuando limitamos estas posibilidades, es impedir que aprenda y desarrolle sus propias potencialidades y, a la larga, colocando trabas para su inclusión.

La autonomía y la inclusión están de la mano; lamentablemente, en la otra cara de la moneda,  la sobreprotección y la falta de oportunidades, también. Los cambios no son sencillos, implican muchas agallas de las personas con discapacidad y de su entorno cercano, pero si algo he aprendido en todos estos años es que la valentía forma parte del ADN de ell@s.

 

Andrea Zondek

Presidenta Fundación Tacalo

Etiquetas