Carta al director

Ley de inclusión

Por: Diario Concepción | 07 de Julio 2017

Ya pasó el primer plazo, de transformación de los Colegios Particulares Subvencionados a entidades sin fines de lucro, ya que se instaló en nuestro país que la justa retribución por la inversión es un pecado capital, en fin.

Lo que hemos observado en nuestra Región del Bío Bío es que menos del 40% de los Colegios que reciben aporte estatal se han transformado en estas nuevas Corporaciones o entidades sin fin de lucro, y los que lo hicieron son en su mayoría: Colegios pequeños, escuelas de lenguaje y parvularios.

Lo anterior sucede por la gran incertidumbre que reina en el ambiente y en especial que afecta al sector particular subvencionado, donde las promesas realizadas por los políticos –autoridades de gobierno, asesores, diputados y senadores- de la NM, no han sido cumplidas. Primero se nos dijo que podríamos arrendar al 11% del avalúo fiscal entendiendo que el SII tendría actualizados los avalúos de las infraestructuras educacionales y con ello se haría justicia al verdadero valor comercial que tienen cada una de las edificaciones y terrenos. Pues bien el SII tiene sus propios procesos, así que debemos esperar a que “cuando toque” se actualicen los valores, en desmedro de los ingresos que la propia ley establece para el dueño de la inmueble.

Segundo, recordamos cuando un senador de la NM, nos señaló que habría un pool de Bancos esperando financiar la recompra de los edificios –que ya están casi pagados- para el traspaso a las entidades SFL, pues bien nada de eso ha sucedido, ya que los Bancos – se lo hemos escuchado a sus propios ejecutivos- desconfían de las garantías establecidas por el Estado (las que se atrasaron considerablemente en ser emitidas por Hacienda) por lo que solo algunos financiaran las operaciones y con sobre tasas sobre el mercado y cobrando comisiones impresentables, haciendo realidad el pronóstico nuestro que esto sería solo un negocio para la banca y peor que el CAE de la Educación Superior. Tristemente esa es la realidad, y una columna es muy poco espacio para detallar otros problemas relacionados con créditos anteriores, ley JEC entre otros temas.

Finalmente, hacemos un llamado a la autoridades a repensar esta Ley , a estudiar una segunda Ley Miscelánea, ya que de lo contrario más Colegios se verán obligados a transformarse en pagados en desmedro de las familias que han elegido para sus hijos un proyecto educativo determinado por sus creencias y valores, libertad básica que imagino nadie quisiera vulnerar.

Andrés Carter Pereira
Presidente Redcol Bío Bío
Vicepresidente Conapas

Etiquetas